Trabajadores de Alpesca mantienen el reclamo por el cobro de sus salarios

Trabajadores de Alpesca mantienen el reclamo por el cobro de sus salarios
Un grupo de empleados de Alpesca se reunieron ayer en la sede social del Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación. Desde allí marcharon hasta el domicilio del abogado Diego González Lernoud, a quien acusan de ser el responsable de presuntas maniobras irregulares en la empresa que terminaron llevándola a la situación de crisis actual, según refirieron los dirigentes del STIA.

Los manifestantes colocaron carteles que cuestionaron al abogado e instalaron una olla popular para el almuerzo, en la vereda. Una comisión policial se acercó hasta el lugar y estuvo custodiando la vivienda particular de Lernoud, pero no se produjo ningún incidente más que un tenso intercambio verbal entre efectivos y trabajadores que no pasó a mayores.

Los trabajadores iniciaron la marcha ayer a las 10 desde la sede social del STIA, donde marcharon por la calle 9 de Julio en contramano hasta la avenida Roca y posteriormente retomaron por el boulevard Brown, caminando varias cuadras hasta llegar a la casa de Diego González Lernoud.

En todo el trayecto, la columna de manifestantes cerró el paso del tránsito vehicular y fue secundado por los inspectores de tránsito que se ocuparon de ordenar la circulación. Una vez que se apostaron frente a la vivienda de Lernoud, entonaron cánticos, haciendo sonar los bombos y redoblantes y por último cocinaron un guiso al mediodía.

Marcha atrás

Por su parte, el secretario General del STIA, Luis Núñez, admitió al mediodía que no se logró definir fechas concretas de pago de los sueldos, ni por parte de los actuales accionistas, como tampoco del anterior dueño. Asimismo, Núñez se mostró esperanzado en que se pueda cancelar la venta de la pesquera, señalando que “no es un tema menor que el señor Omar Segundo haya tomado la decisión de pedirnos este cuarto intermedio para repensar los alcances de la operación por la cual se vendió la empresa a Guigus”

El dirigente gremial explicó que Segundo “está analizando que ese contrato quede nulo, y eso posibilitaría que en un tiempo prudencial, con nuevos inversores cambie la situación de Alpesca. Reconociendo en el mismo sentido que desde el gobierno provincial “están siguiendo las instancias de este tema. Ellos mismos podrían propiciar la búsqueda de nuevos inversores para Alpesca”, manifestó.

Reclamo por los pagos

Asimismo, el referente local del STIA admitió que están “a la espera de la decisión final de Omar Segundo. Si sigue adelante o da marcha atrás con esta venta”, reconociendo que “a los trabajadores le decimos que seguimos como estábamos, no ha cambiado nada todavía ya que no hay respuestas al pago de las obligaciones salariales”.

“Los gremios, si se toma esta decisión de anular la venta a Guigus, acompañaríamos este proceso, porque entendemos que esta sociedad no iba a llevar a Alpesca a salir de esta situación crítica, debido a los antecedentes que teníamos nosotros de los dueños de Guigus y de quienes estaban atrás, además con la información que el CEO de Alpesca, Alejandro Ocampo había transmitido al Gobernador, con su opinión de que esta gente era insolvente y no eran serios”, reflexionó el dirigente de la CGT de Chubut.

Un grupo italiano desembarcaría en Alpesca

Durante las últimas horas de ayer, se mantuvo una reunión reservada entre funcionarios provinciales, municipales, dirigentes sindicales, entre otros, en un hotel de Puerto Madryn para analizar puntualmente las alternativas posibles para sacar a Alpesca de esta difícil coyuntura.

Anoche, trascendió que Omar Segundo daría definitivamente marcha atrás con la venta de Alpesca a la empresa Guigus SA, e incluso ya se barajaban nombres de los nuevos posibles inversores. Se indicó que empresarios italianos visitarían hoy la planta pesquera, concretamente se trata de Alfonso Carmelo Maiorano y Filippo Solimando, con quienes los funcionarios habrían mantenido algún contacto telefónico. Estos inversores serían recibidos esta tarde por el intendente Ricardo Sastre.

Comentá la nota