36 trabajadores en la calle por el cierre de autopartista Mattioli

36 trabajadores en la calle por el cierre de autopartista Mattioli

La autopartista ubicada en La Matanza, se encontraba en crisis desde el año pasado, cuando ingresó en concurso de acreedores, una instancia judicial que les permite readecuar su actividad y evitar la quiebra.

La empresa Dino Mattioli S.A.I.C. dedicada a la fabricación y comercialización de autopartes, arrastra una fuerte crisis desde el año pasado. Este miércoles llegaron los telegramas de despido para los empleados, anunciando a su vez el cierre definitivo de la fabrica.

Daniel Ben, delegado de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) señaló que “los problemas vienen desde septiembre, cuando se convocó a concurso de acreedores. A partir de ahí ellos empezaron a atrasarse con los salarios, a lo que se suma el no pago de aguinaldo, del plus vacacional, más los aumentos paritarios y el pago de la ropa de trabajo. Fuimos perdiendo beneficios y derechos por atrasos de la empresa”.

La empresa ubicada en La Matanza trabaja desde hace más de 45 años en el partido. La misma se encontraba en crisis desde el año pasado, cuando ingresó en concurso de acreedores, una instancia judicial que les permite readecuar su actividad y evitar la quiebra.

El miércoles de esta semana comenzaron a llegar los telegramas de despidos, situación que puso en alerta a los empleados y que dio motivó a que tomaran la fábrica para evitar que “sigan sacando cosas de la empresa”, sin que ellos tengan garantizado el cobro de indemnizaciones.

“Hace 15 días nos dijeron que la producción se cortaba y nos tiraron 3 alternativas: formar una cooperativa, vender las maquinarias para pagar los sueldos adeudados o esperar la resolución del juzgado con respecto a la convocatoria de acreedores”, afirmó un trabajador.

Los trabajadores temen que el cierre se traté de una maniobra de la patronal para vaciar la empresa. “Tenemos pedidos pendientes que no pudimos entregar porque la empresa no compraba materia prima para producir. Existe la crisis pero no sabemos si están haciendo un vaciamiento para irse y tratar de pagar menos de lo que corresponde”, añadió.

“Estamos en una etapa de absoluta nebulosa, por eso decidimos tomar la fábrica. Somos gente que ronda los 50 años, no encajaríamos en ninguna búsqueda laboral si tenemos que salir a buscar trabajo”, lamentó Ben.

La toma se mantiene mientras avanzan las negociaciones con la firma. Hoy “la empresa se iba a comunicar con los abogados del gremio y decirle los números de las deudas que tiene con todos. Después de eso vamos a ver que decisión tomar, si armamos una cooperativa o rematamos las maquinas que hay acá para cobrar las indemnizaciones. Porque sabemos que la decisión judicial va a llevar tiempo”, concluyó el líder metalúrgico.

Coment� la nota