Trabajadores de Camuzzi rechazaron la oferta del 24 por ciento y van por una contrapropuesta

Así lo informó Alfredo Balbuena, secretario adjunto del Sindicato de Trabajadores de la Industria del Gas, Derivados y Afines de Bahía Blanca. “La asamblea le está pidiendo que achique los plazos. Ya se le mandó la contrapropuesta a la empresa y estamos esperando la respuesta”, detalló.
Luego de varios días del inicio del paro total de actividades encabezado por los trabajadores de Camuzzi Gas Pampeana en reclamo por mejoras salariales, tuvo lugar en los últimos días una reunión celebrada en Puerto Madero, donde los representantes de la empresa efectuaron una propuesta a los cinco gremios de un incremento del 24 por ciento para 2012.

Frente a esto, los secretarios generales decidieron en asamblea hacer una contrapropuesta y ahora, según informó Alfredo Balbuena, secretario adjunto del Sindicato de Trabajadores de la Industria del Gas, Derivados y Afines de Bahía Blanca, están a la espera de lo que decidan los empresarios.

Cabe recordar que los empleados reclamaron desde un comienzo un incremento del 29,5 por ciento, mientras que desde la firma se había insistido en que no tenían dinero para ofrecer.

Mientras tanto, a nivel local, las oficinas de Pinto al 300 continuaron cerradas, atendiendo sólo emergencias, y así seguirá hasta tanto se llegue a un acuerdo.

En diálogo con este Diario, Alfredo Balbuena informó que “el miércoles a la tarde hubo una reunión con la empresa en Buenos Aires. Viajaron todos los secretarios generales y la firma hizo un ofrecimiento: el 10 por ciento en julio, el 4 por ciento en octubre y el 3 por ciento en diciembre, incluido el 6 por ciento que nos habían dado en marzo, a consideración de la asamblea, que lo rechazó. Se le está pidiendo que achique los plazos. Ya se le mandó la contrapropuesta a la empresa y estamos esperando la respuesta”.

Aclaró luego que “a la gente mucho no le gustó porque si bien estábamos pidiendo un 29,5, la asamblea ayer dio el mandato y coincidimos con todos los gremios hermanos, estamos de acuerdo en aceptar un 10 por ciento en julio y un 10 por ciento en agosto o septiembre, pero no más”.

La unión entre los gremios

Si bien Balbuena admitió que “ahora cambió la situación”, porque al menos hubo un ofrecimiento por parte de la empresa que se negaba a negociar, insistió en que “queremos achicar los tiempos, ya nos pasó el año pasado que tuvimos que cobrar en noviembre y en diciembre, y con lo que está pasando no es plata eso”.

Mientras tanto, la medida de fuerza “sigue exactamente igual”. “La gente está muy firme, muy convencida; hay una unión entre todos los gremios, cosa que antes a veces no se podía. Hoy gracias a Dios todas las cabezas de los sindicatos han cambiado, hay toda gente nueva y renovada, y pudimos hacer una unión entre todos los gremios y tirar parejos”, celebró.

La facturación

Consultado sobre los pagos de los usuarios mientras se sucede el paro y las oficinas se encuentran cerradas, Balbuena advirtió que “no pasa nada con la facturación, en Bahía Blanca y la zona no se están haciendo. El que tiene la factura no la puede pagar porque la empresa está cerrada, la misma empresa largó un comunicado de prensa diciendo que no iba a haber problema, inclusive no le iba a cobrar ninguna mora, la gente que tiene que pagar, tiene que esperar”.

Sí admitió que “el que más complicado está -porque encima hace frío- es el que espera a que le pongan el medidor, que va a tener que esperar unos días más y esto se va a solucionar”.

De cara a las próximas novedades, por último, advirtió que “estamos esperando la respuesta de la empresa que ya fue notificada, ahora tiene que evaluar esto y mandar una contestación”.

Comentá la nota