Los trabajadores de la Línea A denuncian "prácticas antisindicales"

Los operarios del ramal, que permanecerá cerrado durante dos meses por orden del gobierno porteño, aseguraron que los cursos de capacitación que les brinda Metrovías son "una práctica antisindical" porque "con psicólogos están evaluando cuál es el comportamiento de los trabajadores con preguntas sobre compañerismo, actitud y cómo actuamos cuando hay un conflicto".
César Palacios, guarda y miembro de la comisión directiva de los Metrodelegados, señaló que "ayer empezaron cursos que poco tienen de capacitación específica en cuanto a lo que fue el motivo del cierre de la línea `A´".

Los trabajadores indicaron que las charlas se realizan en la sede principal de Metrovías (Bartolomé Mitre 3342) y coincidieron en señalar que sus contenidos "no son sobre el cambio de formaciones", motivo por el cual el gobierno porteño dispuso por 56 días el cierre del ramal. En ese sentido, Palacios indicó que "los nuevos trenes chinos no están en los túneles".

Palacios sostuvo también que los cursos son brindados "por una consultora que no conocemos" y que no "son una capacitación, sino para averiguar como funcionás en el quehacer cotidiano". "Hay un poco de desorden y se nota cierta improvisación", completó sobre los cursos el guarda de la línea que une Plaza de Mayo con la estación Carabobo en el barrio de Flores.

Otro de los temas que causa preocupación en torno a la línea `A´ es el destino de los centenarios trenes belgas Brugoise. Palacios dijo que actualmente "una cantidad importante (de los 95 vagones) se encuentra en el taller Polvorín del barrio de Caballito", mientras que otra parte de la flota está "en una de las vías de servicio entre las estaciones Plaza Miserere y Plaza de Mayo".

Comentá la nota