Trabajo decretó la conciliación obligatoria y Tamse la acató

Trabajo decretó la conciliación obligatoria y Tamse la acató
Al cierre de esta edición, el ministro de Trabajo, Omar Dragún, le comunicó la decisión a la conducción de UTA. En una asamblea los trabajadores de la Tamse decidieron acatarla, por lo que hoy será normal el servicio. El Ejecutivo quiere dejar hoy por escrito ante la cartera laboral las garantías para los choferes.

Luego del paro generalizado del transporte urbano de pasajeros concretado ayer por los choferes de las empresas Tamse, Ciudad de Córdoba y Coniferal, los delegados de la empresa municipal anunciaron que extenderán la medida por 24 horas más. Sin embargo, al cierre de esta edición el ministro de Trabajo, Omar Dragún, dictó la conciliación obligatoria por 10 días, una decisión que fue acatada por los trabajadores de la Tamse en una asamblea en punta de línea. Por lo tanto, el transporte será normal hoy.

Mientras tanto, hoy a las 15 habría una audiencia en la sede laboral donde asistirían autoridades de UTA y delegados de Tamse.

La rapidez de la cartera laboral en solucionar un problema que atañe a Ramón Mestre, aliado político del gobernador José Manuel de la Sota, contrastó con la lentitud con la que se procedió para decretar la conciliación obligatoria a Camioneros que mantuvo sitiados más de una semana a supermercados cordobeses, llevando a la ciudad al borde del desabastecimiento.

A su vez, desde el Ejecutivo municipal esperaban también que hoy por la mañana se concretara una reunión en Trabajo.

Allí participará el secretario general de la UTA, Alfredo Peñaloza, en representación de los choferes y podría asistir el propio intendente Ramón Mestre con el propósito de ofrecer en ese ámbito todas las garantías de conservación de cada uno de los puestos de trabajo, para ponerle un fin al plan de lucha que viene in crescendo.

Cabe recordar que el propio intendente ofreció días atrás dejar por escrito en el Ministerio que ningún trabajador del sistema quedará fuera en el nuevo esquema de transporte cuya licitación está en marcha.

“La verdad nos preocupa y nos sorprende la decisión tomada ayer por los trabajadores de Tamse. Nosotros seguiremos apostando a resolver el asunto de una manera razonable y por eso trabajamos para darles mañana (por hoy) una respuesta a los choferes donde pretendemos dejar garantizado ante la autoridad laboral máxima de la Provincia, que nadie perderá su trabajo”, dijo el secretario de Gobierno, Facundo Cortés Olmedo. Además, dijo que si “la verdadera razón de las medidas es el temor por la fuente laboral, si nosotros incorporamos todas las garantías que nos están pidiendo, la medida de fuerza debería revertirse”.

Paro con presencia gremial

La de ayer fue la tercera medida de fuerza que el gremio de la UTA concreta en el marco del rechazo a la concesión de la empresa de transporte municipal Tamse. Pero a diferencia de las dos primeras, esta vez el paro fue generalizado ya que los trabajadores de Ciudad de Córdoba y Coniferal también se plegaron por lo que, durante casi 24 horas, más de 600 mil usuarios quedaron a pie por la decisión de Mestre de privatizar la Tamse. El reclamo de la UTA contó además con el apoyo de dos CGT de Córdoba -la Nacional y Popular que conduce Mauricio Saillén y la Regional Córdoba de José Pihen (también legislador oficialista)- que se unieron para rechazar la intención de Mestre de ceder la estatal a privados.

Sobre el mediodía, todos marcharon hasta frente al Palacio 6 de Julio que ayer estuvo sin actividad por el duelo establecido tras la muerte del ex intendente Rubén Martí.

El secretario general de la UTA, Alfredo Peñaloza, leyó un petitorio entre cuyos puntos, reiteró, un pedido de audiencia con carácter de urgente al intendente Ramón Mestre, para que desista o prorrogue la puesta en vigencia del proceso licitatorio. “UTA no va a retroceder en su lucha contra la privatización de la Tamse”, dijo.

Comentá la nota