Van a Trabajo para intentar que no reconozcan a Caló

Por Carlos Galván

Tras la ida de Recalde, los abogados de la CGT redoblan las gestiones para convalidar la reelección de Moyano.

Justo cuando el Gobierno se prepara para otorgarle el reconocimiento legal a la CGT oficialista que lidera el metalúrgico Antonio Caló, la CGT de Hugo Moyano se presentó ayer en el Ministerio de Trabajo para reclamar que el ministro Carlos Tomada se excuse de seguir participando en el expediente “por su parcialidad manifiesta” .

La decisión de exigir que el funcionario se aparte se tomó luego de la pelea pública que la semana pasada el camionero tuvo con su histórico asesor legal, el abogado laboralista y diputado kirchnerista Héctor Recalde. El nuevo equipo de abogados de la CGT está formado por Hugo Moyano (h), Juan Manuel Martínez Chas y Eduardo Guarna.

Cerca del jefe de la CGT seguían juntando ayer bronca contra Recalde. “Todo lo que estaba llevando adelante Recalde estaba dejando muy vulnerable nuestra posición a las maniobras políticas del Gobierno”. Y agregaron: “Recalde estaba queriendo quedar bien con Dios y con el diablo ”.

El nuevo equipo de abogados decidió cambiar la estrategia legal de la CGT. Por eso, ayer impugnó que Tomada siga interviniendo en el conflicto para dirimir a cuál de las dos CGT le corresponde quedarse con la personería legal y, por ende, con el histórico edificio de la calle Azopardo. En caso de que Tomada no se aparte, la central sindical amenaza con recurrir a la Justicia.

En julio pasado, Tomada impugnó el congreso de renovación de autoridades en el que fue reelecto Moyano con el argumento de que había sido convocado sin contar con el debido quórum. El camionero insiste con que esa convocatoria fue válida , por lo que el sector de Caló no podría ser reconocido.Se suponía que hoy la CGT cercana al Gobierno sería recibida por el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina. Pero anoche aún no estaba confirmado. Miembros de la conducción de esa CGT especulaban con que quizá hoy a primera hora se los convoque. Esta reunión era para que la central que lidera Caló pudiese llevarle al Gobierno su agenda de reclamos , en especial la deuda con las obras sociales y la actualización de Ganancias.

Comentá la nota