El Tren de las Sierras, sin obreros en la vía

El Tren de las Sierras, sin obreros en la vía
Hubo despidos masivos en la firma encargada del mantenimiento de las vías. El servicio, que une Córdoba con Cosquín, se paralizó. Mirá el multimedia de la historia del tren.

Una ola de despidos puso en evidencia la difícil situación que atraviesa el servicio ferroviario Tren de las Sierras, que une la ciudad de Córdoba con Cosquín. La empresa Ferromel, encargada del mantenimiento de las vías, envió telegramas a 90 trabajadores, quienes ayer impidieron que las formaciones circularan con normalidad.

• Interactivo multimedia: la historia del Tren de las Sierras

Ferromel pertenece al Grupo Emepa, propietario de Ferrovías y dueño, junto a Nuevo Central Argentino, de la concesionaria del Tren de las Sierras, Ferrocentral. Emepa tiene, además, negocios en la construcción, el agro, la recolección de residuos, el dragado de ríos y la metalurgia.

Ayer, los trabajadores –en su mayoría oriundos de La Calera– se enteraron de que en la sede del Correo de esa ciudad esperaban ser entregados 90 telegramas de despido.

Inmediatamente, los empleados interrumpieron las vías e impidieron que pasaran las formaciones hacia Córdoba y hacia Cosquín. Alrededor del mediodía, se dirigieron a la estación de peaje de la ruta E53, que une la Capital con La Calera, y realizaron un corte parcial que se levantó alrededor de las 18.

“Los compañeros están recibiendo en sus casas los telegramas de despido”, informó Daniel Dugiandi, delegado de los trabajadores. “La empresa dijo que la Nación no le actualiza los costos”, comentó el trabajador Omar Varela. “Esto es un desastre social para La Calera, son 90 familias que quedan en la calle”, agregó. “No sabemos nada del futuro del tren, pero sin mantenimiento no puede funcionar”, dijo Dugiandi.

Pese a los reiterados intentos realizados por este diario, desde el Grupo Emepa no hubo respuestas. Los empleados se reunirán hoy por la mañana en el obrador de La Calera para analizar la situación y definir cómo sigue la protesta.

Beneficios millonarios. El grupo Emepa fue el mayor beneficiario de los casi 200 millones de pesos que la Nación viene girando al Tren de las Sierras por obras de rehabilitación de las vías o subsidios.

Ricardo Jaime, ex secretario de Transporte de la Nación, fue quien aprobó de manera directa y sin licitación en 2007 los 263 millones de pesos que Ferrocentral presupuestó para la recuperación de las vías del Tren de las Sierras. Ferromel, propiedad de Emepa, fue la que se encargó de ejecutar los trabajos.

Los giros que desde 2007 la Secretaría de Transporte de la Nación envió a la firma alcanzaron los 127 millones de pesos, de los 263 millones presupuestados. Y el Estado nacional lleva girados 67,6 millones de pesos en subsidios por el funcionamiento del tren.

Durante 2009 y 2010, la empresa recibió en promedio 40 millones de pesos anuales, y el año pasado esa cifra cayó a apenas 11 millones de pesos.

A la importante caída de los fondos hay que sumar que desde finales de junio pasado se dejó de prestar el tramo hasta la Estación Belgrano de Alta Córdoba, que había sido inaugurado por la presidenta, Cristina Fernández de Kirchner, en julio de 2009. La empresa concesionaria adujo “razones de seguridad” en el paso de las formaciones por la Villa El Nailon.

Entre marzo y junio, el servicio estuvo dividido por un derrumbe. Desde Córdoba se llegaba hasta La Calera, mientras que desde Cosquín se podía arribar a San Roque (ver Cronología del servicio).

Además, nunca se habilitó la Estación Belgrano, donde se invirtieron 10 millones de pesos en la recuperación, ni el tramo urbano hasta la Estación Mitre, donde se gastaron 36 millones.

Comentá la nota