Río Turbio: municipales cortaron la ruta y demandan respuestas

Río Turbio: municipales cortaron la ruta y demandan respuestas

Los agentes de aquella comuna resolvieron cortar parcialmente la ruta 40, para exigir al intendente Matías Mazú una respuesta sobre el pedido de incremento salarial y el pase a planta permanente. Continúa el paro por tiempo indeterminado y se mantienen en asamblea permanente. Desde el Municipio, el jefe comunal había indicado que las paritarias salariales están cerradas.

La localidad de Río Turbio, al igual que en el primer semestre, se encuentra envuelta en una nueva disputa entre el intendente Matías Mazú y los agentes municipales. Con un paro por tiempo indeterminado en vigencia, y un acampe frente a dependencias municipales, los trabajadores recrudecieron las medidas y decidieron cortar parcialmente la ruta hasta las 14 horas del pasado miércoles. Los agentes de aquella comuna denuncian que no tuvieron respuestas a su pedido de un incremento salarial del 50% y el pase a planta de 135 trabajadores que fuera pautado en un acta del 2010. Semanas atrás el Ejecutivo respondió que no es viable el incremento, ya que el Estado Nacional y el Provincial no abrieron las paritarias salariales en este tramo del año, y explicó que no podría disponer de recursos para otorgar un incremento salarial, tal como lo demandan los asalariados de aquella comuna. En cuanto al pase a planta permanente, el titular del poder ejecutivo de Río Turbio expresó que podría hacerse a partir de noviembre, pero con una metodología implementada desde la Municipalidad. Esta respuesta enojó a los empleados y congregados en asambleas decidieron de forma unánime iniciar las medidas de fuerza hace ya varios días y avanzar en un plan de lucha. 

“No atiende las demandas”Desde el SOEM, con la conducción de la secretaria general Alicia Alvarez y el secretario adjunto Jorge Bustos manifestaron su disconformidad por el tratamiento de esta problemática por parte del intendente Mazú. En este sentido el secretario de Organización, Julio Godoy, expresó: “La situación es muy difícil porque el intendente no nos escucha y tampoco atiende las demandas de la comunidad, porque hay problemas en los hospitales, en los establecimientos educacionales y vemos cómo la mano de obra municipal está desperdiciada por su desidia. Si bien logramos que el personal contratado acceda a beneficios y deje de percibir montos fijos, en la actualidad un incremento salarial sería importante, ya que la canasta familiar en la Cuenca Carbonífera ronda los quince mil pesos, y cada vez es más difícil llegar a fin de mes”.En cuanto al corte de la ruta 40 que desarrolló el SOEM Río Turbio, Godoy indicó que permitieron “transitar a los vehículos, pero detuvimos a los camiones porque el municipio contrató sus servicios para realizar trabajos en el vaciadero; en asamblea tomamos esta medida para intentar llegar a una solución del conflicto, porque nuestros reclamos no son escuchados, y espero que el diálogo entre el gremio y las autoridades municipales se produzca”.

Coment� la nota