Vigiladores amenazan con medidas en la mega usina

Vigiladores amenazan con medidas en la mega usina
Julio Gutiérrez, secretario general del gremio de Vigiladores Privados de la zona norte de Santa Cruz, denunció ayer que 25 trabajadores de la empresa “Patagonia Seguridad fueron notificados de sus despidos”. Alertó que Gendarmería podría custodiar el predio en que se desarrolla la obra pública. El dirigente gremial sostuvo que de no mediar una solución, llevarán a cabo medidas de fuerza.
Unos 25 vigiladores privados pertenecientes a la firma que presta servicio en la mega usina, localidad de Río Turbio, fueron notificados sobre sus despidos.

Desde el gremio que los representa señalan que la empresa tercerizada no renovó su contrato con Isolux Corsan (firma que desarrolla esa obra pública) porque será personal de Gendarmería quien preste servicio de aquí en adelante en el predio.

Julio Gutiérrez, secretario general del gremio de Vigiladores Privados de la zona norte de Santa Cruz y Chubut, fue entrevistado en “El Espiral”, programa que se emite por LU 12 Radio Río Gallegos, señalando que hay unos 25 trabajadores que fueron notificados de sus despidos.

El dirigente gremial señaló que el día 31 (del mes pasado) tomaron conocimiento sobre los despidos y “estuvimos trabajando para que sean tomados por otra empresa”, sin lograr respuesta de Isolux.

Falta de pago y notificación

Según explicó Gutiérrez, “Patagonia Seguridad” dejó sus servicios en la usina porque había retraso en los pagos. “Sabemos que por un período de 6 meses hubo falta de pago, iniciamos gestiones para que se regularice el retraso y finalmente no se renovó el contrato”, expresó el secretario general.

En este contexto, explicó que hubo buena voluntad de parte de los trabajadores porque “existieron inconvenientes para percibir los sueldos y el vigilador en ningún momento interrumpió su labor”.

A pesar de ello, desde Isolux manifestaron a la asociación sindical que “será el personal de Gendarmería quien ejercería la tarea que vinieron desarrollando los vigiladores”, según explicó Gutiérrez. Protestó que “no sólo dejan 25 personas en la calle, sino que esa fuerza no está para cuidar a privados”.

Medidas de fuerza

Más adelante en la entrevista con la emisora, anunció que comunicaron a la firma que lleva adelante la construcción de esa obra pública que “si no hay soluciones, generaremos medidas que podrían complicar diferentes actividades de la mega usina”.

Por otro lado, Gutiérrez expresó que desde la gerencia de Isolux Corsan le respondieron que “las decisiones se toman en Buenos Aires”. Añadió que “la gente que vive en Buenos Aires no conoce lo que pasa en esta región. Entendemos que hay desidia y que no les importa lo que le pasa a la gente en Santa Cruz, seguramente miden todo por beneficios económicos o quizás porque se bajó esa orden”.

Finalmente, el dirigente sindical expresó que entre los despedidos hay trabajadores oriundos de la localidad de Río Turbio y “otros que llegaron de diferentes puntos, pero que se asentaron allí. Mientras que otro grupo es de Río Gallegos”.

Según pudo conocer la corresponsalía de La Opinión Austral en Río Turbio, la fuerza nacional no recibió notificación de que sus efectivos deban custodiar el predio de la mega usina.

Comentá la nota