Horacio Valdez: “Hay que recuperar la mística peronista”

Horacio Valdez: “Hay que recuperar la mística peronista”

El flamante secretario general de las 62 Organizaciones Peronistas habló con Mundo Gremial y detalló sus objetivos al frente de la histórica agrupación justicialista.

 

Horacio Valdez es un histórico dirigente del Sindicato del Vidrio, al frente del SOIVA desde hace más de 15 años. Hace horas inició uno de los desafíos más importantes en su vida político sindical: asumió como Secretario General de las 62 Organizaciones Peronistas.

Fue en Avellaneda luego de ser electo como líder de Consejo Directivo de las 62 en las elecciones normalizadoras de la organización, realizadas a mediados del mes de agosto con participación de congresales de medio centenar de gremios.

Se describe como un peronista de pura cepa. Es defensor acérrimo del modelo sindical justicialista y nunca estuvo de acuerdo con la idea de un triunvirato de conducción en la Confederación General del Trabajo (CGT).

Mundo Gremial: ¿Cómo te imaginás el nuevo período al frente de la 62?

Horacio Valdez: “Quizás sea uno de lo más importante que me toque. En lo personal seguro, y de los trabajadores peronistas, también. Creo que es un momento trascendente, importante. Generalmente la 62 aparece en los momentos de adversidad y cuando en todo el movimiento obrero no existe la unidad de criterio necesario para tener respuesta a los problemas de la gente.

“Tenemos que preparar al movimiento obrero para acompañar la decisión política”

El movimiento obrero tiene las reservas necesarias del peronismo como para salir a dar testimonios. Hay que recuperar la mística fundamentalmente peronista, que hay que aplicar las 20 Verdades. Escucho decir que hay que actualizar un montón de cosas, y yo no creo que tengamos que resetear al peronismo”.

MG: ¿Y qué debe hacer el peronismo hoy…?

HV: “El peronismo sigue teniendo la misma respuesta que tuvo en la década del 40 y 50, las tiene hoy y tiene respuestas al mundo que viene. Solamente hay que interpretar esta sinfonía y nosotros hemos tenidos compañeros que lamentablemente han estado en el poder en nombre del peronismo y que nunca ejecutaron políticas peronistas.

Así que hay que lograr movilizar desde abajo a la juventud fundamentalmente para que haya trasvasamiento generacional y que tengan una guía. No tengo ambiciones personales, ni me interesa la política, ni el modo de vida de los políticos, no tengo nada que ver con eso; así que si me decís si quiero ser diputado, no, no quiero ser diputado, no me interesa. Pero sí tomar esta posta que es necesaria porque el peronismo sino se va olvidando, me parece que hay que priorizar”.

MG: ¿Cómo ves al peronismo desde lo electoral, pensando en el 2019?

HV: “No lo veo tan claro, como no lo ve la sociedad en su conjunto. Pero también quiero apostar a lo invisible a los ojos: tener confianza, tener fe, en que podemos cambiar, y en que no es necesario tener un candidato de recontra renombre; me parece que es necesario un candidato que interprete la necesidad de la gente y pueda conversar con el pueblo todos los días y me parece que ese candidato está dentro del peronismo.

Pero mientras tanto, no involucrarnos en las negociaciones que hacen los políticos del peronismo, yo creo que tenemos que preparar al movimiento obrero para acompañar la decisión política que tomen ellos en su momento, porque va a ser muy importante”.

MG: ¿Cuál es el papel de los sindicatos dentro del peronismo?

HV: “Tengo la certeza que la política la arreglan los políticos y las organizaciones sindicales, los dirigentes sindicales. No es incompatible, nosotros queremos participar del poder, fundamentalmente porque todos tenemos obra social, sabemos de qué se trata la salud, de qué se trata la construcción de estructuras que tengan que ver con la necesidad de la gente.

Vos tenés camping en todos lados, para que la gente pueda usarlo, vos tenés hotelería. Digo, vos sabés manejarte, cómo te tenés que manejar, sabés cuáles son las necesidades de la gente, tenés ayuda escolar dentro de los gremios, tenés vacaciones para los chicos, tenés un montón de cosas. Nosotros tenemos que participar de todo esto y ayudar a los políticos a que conozcan la necesidad de la gente.

“El peronismo no te hace rico, te dignifica a través del trabajo”

Yo conozco todos los barrios pobres y carenciados que hay en Berazategui y los de otros lugares, porque no sé cuántas veces he recorrido todas la tercera sección electoral y hablando y pregonando siempre lo mismo, pero bueno, no me canso, creo que hay un tiempo, un antes y un después en esta etapa política y creo que el peronismo va a volver como Partido Justicialista”.

MG: Marcaste la necesidad de un proceso con participación de la juventud, ¿cómo se da eso dentro de la 62?

HV: “Quisiera que la mayoría de los dirigentes jóvenes interpreten bien de qué se trataba el peronismo, que no se equivoquen. Que me parece que La Cámpora ha sido un gran grupo político pero no ha tenido el sentimiento de peronista, Cámpora fue el primer traidor a Perón así que, muchachos desde el nombre arrancaron mal.

Yo creo en un peronismo mucho más real, más verdadero. El peronismo que está en la calle, viste, no importa si de la mañana a la noche lo tengo que preparar a mi vecino y ponerle la marcha peronista todos los días, pero quiero hacerlo de esta manera, o sea, y recuperar mi bandera, mi bandera en la calle. El que va a golpear a cada una de la casa de los vecinos y dar testimonio de esto, son los peronistas.

Ahora apareció el trimbreo… una cosa de locos, me parece una barbaridad. Me parece que los tienen que orquestar, los tienen que armar con anterioridad, decirle ‘señora, ¿puedo ir a su casa?’. No, nosotros vamos de frente mar, salen los perros, nos ladran, pero siempre vamos a llevar una respuesta. Así que me parece que de esto se trata, y sí se quiere adoctrinarlo, porque el peronismo es el único que tiene doctrina”.

MG: ¿Cuál tu análisis de la situación económica actual, en tu actividad y los industriales?

HV: “Lo veo totalmente difícil, así que esto es lo que nos potencia de alguna manera a armar alguna estructura política que tengan que ver con la necesidad de nosotros. Cuando alguien no cumple con su rol, tenés que agarrar a tus compañeros de base y decirles ‘bueno, vamos en busca de esto’, y esto es nada más y nada menos que la posibilidad de tener un salario digno. El peronismo no te hace rico, el peronismo te dignifica a través del trabajo, pero claro, tiene que ser un trabajo bien remunerado, o de acuerdo a la economía que tiene tu país.

Si te llega una boleta de 10.000 pesos de luz, de 12.000 pesos de luz y el gas es exactamente igual, se supone que tenés que tener un salario superior al de 40.000 mil pesos o 50.000 mil pesos para poder vivir en la Argentina. Entonces me parece que de esto se trata, pero hay veces, que la política es tan mala, tan mala desde el punto de vista de la economía, que no podés ni parar, porque ya está parada la industria, porque tenés la capacidad instalada funcionando en un 30%, 40% y digo, me parece que de ahí no salimos. Entonces hasta que no tengas pleno empleo… esto es lo que hay que ordenar en este país.

Que le avisen al Presidente que los trabajadores necesitamos que termine la exportación indiscriminada y que se termine el dumping, que nos dé la posibilidad de ser competitivos con otros países del mundo, que la alta carga tributaria no nos deja hacer este tipo de cosas y los trabajadores entramos en un estado de desesperación”.

MG: Se percibe un malestar entre los trabajadores…

HV: “No sabemos lo que es la sonrisa de la gente ya, todo el mundo está angustiado, nadie puede pagar su alquiler, nadie puede mandar a sus chicos a un colegio privado, hay un montón de cosas que se cortaron, y bueno, está bien entender a la macro economía como un resultado, pero este resultado no es bueno para el Gobierno.

Pero tampoco es bueno para nosotros, yo antes de escuchar hace 3 años de achicar el déficit fiscal, me hubiera gustado escuchar una Argentina pujante, llena de productividad y que salgamos a competir al mundo, y que tengamos la posibilidad de pagar las deudas que tenemos con otros, esta era la salida, no alcanza con pedir plata. Vos necesitás empresas y yo tengo empresas, tengo un trabajador y si tengo trabajador, tengo salario, y si tengo salario, tengo consumo y empieza la ronda nuevamente. Este es el deseo nuestro”.

MG: La CGT llamó a un paro para el 25 de septiembre, ¿qué resultados puede tener la medida?

HV: “Lo primero que tengo que decirte, es que tenemos que adherirnos al paro, provenga de donde provenga, lo que podemos discutir son las formas y los tiempos, pero sí todo el mundo necesita desahogarse de esta presión que tiene tremenda. Y de alguna manera castigar.

“En la CGT, si alguno se cae de su ego se mata”

Es un paro que sirve para descomprimir un malestar social nada más, pero no para reivindicar nada. Los paros para reivindicar políticas, para reivindicar salarios, para reivindicar convenios colectivos, tiene que tener otras fuerzas, tiene que tener otras ganas, tiene que tener un criterio mas unificado de todo el movimiento obrero”.

MG: ¿Qué es la CGT hoy y que opinás de la fragmentación en las organizaciones sindicales?

HV: “Me parece que la CGT tiene que defender los intereses profesionales de todos los trabajadores de la República, de los chiquitos, los grandes, los medianos, de todas las actividades y creo que esto no ha sucedido. Tenemos años de discutir salarios a la baja, me parece que el salario mínimo vital y móvil no alcanza a cubrir el 50% de la canasta básica y me parece que por estas cosas debería pelear la CGT.

Me parece que hay que terminar con los egos, si uno se pone a mirar de ese lado, alguno se cae de su ego y se mata, dentro de la CGT. Entonces todos están peleando un lugar, y me parece que lo que hay que pelear es por cosas que te dejen la historia a partir de un tremendo sacrificio personal en favor de los que menos tienen.

O sea, si vos vas solo para tener un lugar, muchachos esto es muy circunstancial, nadie se acordará de vos en el tiempo y vos tenés que venir a resolver cuestiones, si tenés miedo quedate en tu casa o quedate en tu gremio. Porque las decisiones son muy importantes y todos los días tienen que tomar una decisión, no alcanza con sacar un comunicado, a veces los comunicados son medios tontos, vos tenés que pensar como piensa un trabajador y los trabajadores en la base, están muy enojados, pero no solamente están enojados con su Gobierno, sus políticas y su economía, también están enojados con su representante, porque creen que tienen que dar mucho más de lo que están dando.

Esto es lo que está sucediendo, todos somos gremios confederados, todos tenemos que acatar las decisiones que tome la CGT, pero también la CGT debería mirar para adentro y decir: ‘muchachos, ¿yo soy legal aquí?’. ¿El triunvirato es legal? ¿Marcan los estatutos que tiene que ir de esta manera?, ¿o tiene que haber un unicato que nos represente a todos? Con alguien que tome verdaderas decisiones. Aquí hay decisiones, desencontradas, no sé cómo decirlo, pero cada uno de los 3 secretarios piensa totalmente distinto, esto lo podés ver en cualquier nota”.

Comentá la nota