La suba acordada por Cristina y Massa pone presión a la revisión de noviembre de los estatales nacionales

La suba acordada por Cristina y Massa pone presión a la revisión de noviembre de los estatales nacionales

El aumento salarial del 40% que obtuvieron los trabajadores del Congreso, con foto de Cristina Kirchner y Sergio Massa incluida, pone presión a los gremios estatales que pactaron un aumento del 35% con el Ejecutivo rumbo a la reunión de revisión prevista para noviembre próximo.

Por: Emiliano Russo.

En los hechos, la paritaria firmada el último miércoles entre la titular del Senado, Cristina Kirchner y el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa con dirigentes de los gremios ATE, UPCN, y el mayoritario, la Asociación del Personal Legislativo (APL), también resultó beneficiosa en el ordenamiento del incremento: en lugar de las 6 cuotas que fijó la Casa Rosada, el mismo se aplicará en 4 tramos entre julio y octubre próximo.

Dos de los gremios, UPCN y ATE, fueron los que negociaron con Jefatura de Gabinete el incremento paritario en mayo último. Recién se volverán a juntar con los funcionarios en noviembre próximo. Si bien es cierto que cada organismo público negocia en términos particulares, ambas cámaras del Congreso son lideradas por referentes del Frente de Todos y el entendimiento salarial ha superado con creces la pauta oficial propuesta por la Casa Rosada para desalentar las expectativas inflacionarias de 2021.

Tanto organismos como Afip, Anses o el Registro Automotor, “que son aquellos que tienen recaudación propia”, según una fuente gremial consultada, suelen negociar porcentajes superiores a los acordados para los empleados de la Administración Pública Nacional. Pero el acuerdo celebrado el mes pasado no oculta que la Casa Rosada terminó saldando la discusión en un porcentaje menor y que, para cuidar las cuentas públicas, terminará pagando el último 11% en el primer bimestre de 2022.

“Ese porcentaje (por el 40%) ayuda para la recomposición que vamos a plantear en noviembre”, indicó un referente gremial consultado.

Otra fuente consultada, en tanto, chicaneó en que el porcentaje acordado en el Congreso “sirve de piso para ajustar el sueldo de los legisladores”. No hubo comunicación oficial de ambas cámaras pero no se descarta que las dietas de diputados y senadores sigan congeladas como un gesto en medio de la crisis socioeconómica actual.

Comentá la nota