Asambleas: tregua de municipales hasta el lunes

Asambleas: tregua de municipales hasta el lunes

Suoem levantó las asambleas y se sentó a negociar en Trabajo con los funcionarios de Mestre. El acuerdo por suba salarial sigue demorado. Este jueves atienden en la Muni.

Las cloacas explotaron y no hubo cuadrillas suficientes, y la Peatonal fue un caos porque los vendedores ambulantes “se avivaron” de que no hay municipales. Recién hoy los servicios podrían normalizarse porque los empleados decidieron no realizar asambleas hasta el lunes. Mientras los gremialistas y funcionarios de Ramón Mestre discutían anoche, al cierre de esta edición, en el Ministerio de Trabajo por una suba salarial. El acuerdo está “verde”.

En la segunda semana de asambleas por un pedido de aumento de los sueldos del 33,7 por ciento, los hombres del Sindicato Unión Obreros Empleados Municipales (Suoem) accedieron ayer a concurrir a Trabajo. La reunión debía comenzar a las 14, pero se demoró hasta que finalmente el gremio llegó con el mandato de los delegados.

El líder de los municipales, Rubén Daniele, trasmitió “la tregua” que aceptó el personal, por lo que levantaron la asamblea general, con cortes en todos los servicios, que tenían prevista para hoy; además de desistir de las protestas de dos horas por turno para mañana y el lunes. 

A cambio, el Suoem le exigía anoche al secretario de Economía y Finanzas municipal, Hugo Romero, que mejore la oferta salarial si Mestre pretende llevar la negociación al ámbito de Trabajo.

“Fuimos al ministerio porque se citó a una audiencia de conciliación. No se trata una conciliación obligatoria o voluntaria. Lo que esperamos es que, si quieren ir a Trabajo, que tengan una oferta”, confió a este medio Roberto Nágera, asesor letrado de los municipales, al momento que se estaba llevando adelante la negociación.

La expectativa también estaba puesta anoche en la Municipalidad, donde el secretario General, Daniel Arzani, dijo a este medio que estaba al aguardo del llamado de Romero para conocer el alcance de la reunión.

Mientras la ciudad seguía anoche con ríos de cloacas. En la calle Betania, en barrio Bajo Palermo, los vecinos se acordaban “de todos parientes” de los funcionarios y municipales para que les arreglen este foco infeccioso.

Daniele, a la Justicia

El líder de los municipales, Rubén Daniele, gritó a los cuatro vientos en la asamblea del martes pasado que los empleados no podían rifar el salario “por cuatro tilingos que están entre el alcohol y la droga”. Y como respuesta, el Gobierno de Ramón Mestre lo denunció. La fiscal Eve Flores ya lo citó a declarar.

El secretario General de la Municipalidad, Daniel Arzani, fue quien realizó la presentación en la Justicia al sentirse ofendido por los dichos del gremialista, ya que forma parte de la mesa negociadora con los municipales. 

En su escrito, Arzani pidió que se investiguen los dichos de Daniele después de la asamblea, cuando salió a aclarar que se refería a cuatro jóvenes que lo amenazaron desde una camioneta.

“Son los dichos de una gravedad importante. Yo me siento totalmente agredido, ya que no me considero entrar en ninguno de esos calificativos. Es intolerable que cada vez que se sienten a negociar ocurran cosas de este tipo”, dijo Arzani.

Comentá la nota