Feroz interna gremial de ATE en Fiambalá

Fuerte interna entre los referentes de ATE en Fiambalá, ya que la delegación del gremio tendría tres delegados en el municipio local, cuando en realidad debería ser uno y el resto de los integrantes de la comisión.
La fuerte interna salió a la luz el pasado día miércoles 20 de junio cuando el empleado municipal de Palo Blanco, Ariel Hernández promovió el corte de ruta en el acceso a la localidad de Saujíl, para enfrentarse con el Intendente de ese municipio Amado Quintar que debía recorrer ese camino para participar del acto del día de La Bandera.

En ese corte no se apersonó ningún empleado de la ciudad de Fiambalá, ni las autoridades del gremio, todo lo que allí sucedió, el principio de acuerdo de los empleados con el intendente de pagar $500 para todos, fue desautorizado por Nicolás Bustamante quien dijo ser el titular de ATE Fiambalá y calificó como improcedente el acuerdo arribado entre el Intendente y empleados.

“Nosotros desconocíamos que iban a hacer el corte de ruta, estamos luchando por $750 y no $500, las aceptaciones o rechazo de las ofertas la dirimimos entre todos los afiliados y luego comunicamos al Ejecutivo, los únicos que tenemos la facultad para llevar la voz cantante de los trabajadores somos nosotros que somos reconocidos como delegados ante ATE, los otros muchachos son subdelegados, representantes nuestros en el interior del distrito, cualquier propuesta de la patronal deben traerlo al gremio y decidir entre todos y no un grupo reducido”, sentenció Nicolás Bustamante.

Hernández por su parte dijo: “Bustamante sabia del corte de ruta, no informó a los empleados de Fiambalá, nunca se llegó al lugar para apoyar a los trabajadores, además yo también soy delegado de ATE”, dijo exhibiendo una credencial firmada por el propio Arnoldo Núñez.

Por su parte el Intendente pidió a los dirigentes de ATE que unifiquen criterios, “yo asumí un compromiso en el corte de ruta, ahora los delegados me dicen que no reconocen ese trato, les pido que se reúnan y decidan qué hacer, tenemos una ordenanza aprobada y quizás debamos cambiarla, dependerá de ellos, nosotros hemos ofrecido lo que está a nuestro alcance”, dijo

En definitiva el Ejecutivo pagará los haberes de junio con la nueva ordenanza aprobada el 19 de junio por el CD. Que especifica un aumento del 20%, que variará de acuerdo a la categoría y antigüedad de los empleados, un monto que oscilará entre los $430 y $585 aproximadamente.

“Estamos organizándonos para ir a la movilización el 27-06 queremos que la gobernadora ayude a los intendentes, porque los $750 debe ser para todos”, concluyó Bustamante. Fuente: Voces Escritas.

Coment� la nota