La Multisectorial rechazó el aumento del 400 por ciento al gas natural

La Multisectorial rechazó el aumento del 400 por ciento al gas natural

Dirigentes de los sectores gremiales y políticos que componen la Multisectorial, se manifestaron ayer contra el ‘ajuste’ que lleva adelante el gobierno nacional y especialmente rechazaron el aumento del 400 por ciento que se pretende imponer al servicio de gas natural en La Pampa, entendiendo que esto es “un asalto al bolsillos de los trabajadores”.

Expresaron que “el tarifazo propuesto por el gobierno de Macri tiene la clara intencionalidad de continuar favoreciendo y agrandado las extraordinarias ganancias de las multinacionales, quienes serán los únicos beneficiados. Serán perjudicados inmediatamente los sectores nacionales compuestos por los usuarios residenciales (34 por ciento) y la pequeña y mediana empresa industrial y comercial (33 por ciento) que consumen gas. El resto lo consume la generación eléctrica y entes oficiales”.

Consideraron que “la primera derrota política que sufrió el gobierno de los ricos fue el freno al tarifazo que en su propuesta original alcanzaba el 2 mil por ciento. Las movilizaciones populares lograron que retrocedieran a un tarifazo del 203 por ciento y que se vieran obligados a convocar a una Audiencia Pública (que se desarrollará en la jornada de hoy) sobre la tarifa de gas”.

La dirigencia advirtió sobre otros efectos del tarifazo, remarcando que “debilitará aún más el poder de compra de los salarios con aumentos que apenas llegan al 30 por ciento frente al tarifazo del 203 y hasta un 400 por ciento para las provincias patagónicas. Producirá, además, más inflación porque inmediatamente este tarifazo será trasladado a costos y habrá una nueva oleada de remarcación de precios y ahondará la crisis en el sector productivo incrementando la desocupación”.

“El tarifazo -agregó-, busca consolidar un modelo basado en la transferencia de riqueza a las multinacionales y grandes grupos económicos que pagarán los asalariados reconociendo un valor de extracción que no reconoce ningún país del mundo, y fija un valor al doble del precio internacional”.

“Nadie sabe cuál es el costo real de extracción de cada empresa ni de cada cuenca, tampoco los costos de transporte ni de distribución, por lo que la audiencia pública se convierte en una farsa convocada al solo efecto de convalidar el tarifazo dispuesto por el Ejecutivo que niega información esencial para determinar una tarifa justa”.

Coment� la nota