Tras lucha gremial de casi dos meses se reincorporó a la trabajadora del hotel DUT

Tras lucha gremial de casi dos meses se reincorporó a la trabajadora del hotel DUT
En el marco del reclamo que la Seccional Bariloche de UTEDYC (Unión de Trabajadores de Entidades Civiles y Clubes), llevó adelante en el hotel DUT por casi dos meses, se informó que la trabajadora fue reincorporada a su trabajo.

La gobernanta del establecimiento, Mariana Domínguez, retomó con sus tareas habituales en dicho complejo hotelero, ubicado en el kilómetro 20, 500 de la avenida Exequiel Bustillo.

La solución al conflicto llegó gracias a la lucha y el reclamo incesante de UTEDYC Bariloche, que entendió que lo justo era la reincorporación de Domínguez, tal cual un fallo judicial así lo había marcado. Vale mencionar, que hubo dos medidas cautelares que favorecieron a la trabajadora.

Sin embargo, el establecimiento se negó sistemáticamente a cumplirlo, así como tampoco cumplía con el pago de una multa de $500 por día por no acatar la decisión judicial.

“Al DUT nunca le importó la trabajadora, acataron finalmente el fallo porque es lo que corresponde y porque no querían más escraches en la puerta de su establecimiento”, señaló José Luis Poggi, tras la incorporación de la mujer, que incluso hasta se había encadenado en el ingreso al hotel tras las reiteradas negativas.

“Esto fue una lucha sindical muy importante. Hay empresarios que tienen estas prácticas y hay que terminar, hay que ponerle fin de alguna forma. Nosotros decidimos ir por las vías legales y solamente acatar lo que la Justicia definió como correcto”, agregó el dirigente.

La trabajadora con 17 años de antigüedad, se tomó licencia por maltrato laboral en septiembre de 2012, razón por la que inició un tratamiento psiquiátrico. Sin embargo, tras un semestre de tratamiento intentó volver a sus labores y la despidieron sin motivos. En esa instancia y con el respaldo de UTEDYC, se judicializó el tema y así fue que la Cámara Laboral resolvió hacer lugar a la medida cautelar solicitada por la damnificada y ordenó al Club Hotel DUT a reincorporarla.

A partir de ahí comenzó una protesta gremial con encadenamiento, acampe, corte de ruta, panfleteada y escrache en la puerta del ingreso. El reclamo exigió puntualmente que se le brinden a la trabajadora, las mismas condiciones de trabajo vigentes con antelación a que fuera separada de su cargo, tal como establece un fallo de la Cámara Laboral de Bariloche, firmado por Juan Lagomarsino y Rubén Marigo.

Casi dos meses después, la trabajadora ha vuelto a realizar sus tareas diarias.

Coment� la nota