La Bancaria “sopó” un Subinterventor en la Caja Popular y profundiza su alianza con el Gobierno de Manzur y Jaldo

La Bancaria “sopó” un Subinterventor en la Caja Popular y profundiza su alianza con el Gobierno de Manzur y Jaldo

Con la firma del Gobernador Juan Manzur estampada en un decreto que designa al abogado de la Seccional Tucumán de la Asociación Bancaria, José Díaz, como Subinterventor de la Caja Popular de Ahorros, se escribió un párrafo más en el marco del acuerdo político que vienen consolidando el referente de los bancarios, Carlos Cisneros junto al Gobernador Juan Manzur y el Vicegobernador Osvaldo Jaldo.

La designación de José Díaz, que fue dada a conocer por el diario digital Contexto el día sábado, se habría hecho pública en un decreto firmado por el Gobernador Juan Manzur con fecha del viernes 16 de Marzo, y se habría acordado en el marco de un almuerzo que Cisneros mantuvo con el ex Ministro de Salud de la Nación, en un reconocido hotel situado frente al Parque 9 de Julio, justo el mismo día en que el actual mandatario visitó la concesionaria de autos de la familia del Senador Nacional, e histórico enemigo del gremio bancario, José Alperovich.

Desde la participación del binomio gubernamental en la cena bancaria de 2016 hasta esta parte, la alianza en permanente construcción ha resultado fructífera para ambas partes. Con la sanción del Estatuto del Personal Legislativo, impulsada por el Secretario General de la Seccional Tucumán de la Asociación Bancaria, el Legislador Eduardo Bourlé; con las mejoras para los 200 jubilados bancarios que la Provincia no había transferido al Anses, gestionadas a través de un convenio firmado entre Cisneros y Manzur (posteriormente avalado por unanimidad en la Legislatura); y el subsidio millonario a la Mutual de la Asociación Bancaria para la compra de su hotel en Tafí del Valle; por citar algunos ejemplos, la alianza política se ha ido consolidando a través de la materialización de diferentes hechos concretos que han redundado en beneficios para la Asociación Bancaria y sus afiliados. Por su parte, al Gobierno Provincial, el acercamiento al gremio bancario le ha posibilitado empezar a desguazar la coalición opositora denominada en 2015, Acuerdo para el Bicentenario.

Sin duda alguna, la resolución de la interna del justicialismo provincial, expresada en las asipraciones de Manzur y Jaldo de repetir mandato y las pretensiones del Senador Nacional José Alperovich de volver al poder, será una variable determinante en relación a la continuidad o la ruptura del acuerdo político vigente.

Mientras tanto, a la espera del desenlace y apostando a la ruptura definitiva de Manzur con su antecesor, desde el gremio bancario celebran la designación de su letrado, quien  habría  ingresado a la entidad crediticia “por la puerta grande”, luego de  patrocinar al gremio en una presentación judicial  que obtuvo un fallo favorable que establece el pago de la cláusula gatillo, para los trabajadores de la Caja Popular y del Banco del Tucumán, en función del convenio salarial celebrado en 2017.

Coment� la nota