Empleados de Comercio de Rosario logró que se elijan delegados en Pedidos Ya

Empleados de Comercio de Rosario logró que se elijan delegados en Pedidos Ya

Los trabajadores eligieron representantes gremiales en un hecho inédito en Argentina para las empresas "colaborativas".

Es en el rubro cadetería donde las plataformas digitales, también llamadas empresas de economía colaborativa, registraron su mayor expansión sin mayores inconvenientes a diferencia de Uber que mantiene una dura pulseada con taxis y remises.

En Rosario, la primera en hacer pié fue Pedidos Ya, la empresa que tiene origen en Uruguay y que en poco tiempo logró un crecimiento exponencial en un prometedor nicho al cual luego arribaron la catalana Glovo y la colombiana Rappi.

Ninguna de las empresas cuenta con oficinas ni gerentes reconocidos, apenas un domicilio legal que en el caso de Pedidos Ya es una casa de familia en un pasillo en el macrocentro que está deshabitada.

"Lo que cambió fue la modalidad organizativa del trabajo pero estas plataformas son una versión moderna de cuando el cliente iba a la despensa, dejaba un listado y el cadete lo llevaba a su casa", explicó para LPO, Juan Gómez, secretario gremial de Empleados de Comercio de Rosario.

La descripción de Gómez que puede sonar muy obvia, fue el eje de discusión con la empresa: son "pequeños empresarios", trabajadores autónomos o colaboradores como argumentaba la firma o es una empresa como cualquier otra, con trabajadores en relación de dependencia, que tiene que cubrir la seguridad social, pagar impuestos y estar bajo los controles del Estado.

Lo cierto es que el Sindicato de Comercio le viene ganando las batallas a Pedidos Ya que se disputan en el Ministerio de Trabajo de Santa Fe. De obligar a la empresa a estar registrados según el Convenio Colectivo de Trabajo que contempla la figura de cadetería, luego fueron agremiados y ahora se hicieron elecciones para elegir delegados.

El logro que obtuvo el sindicato que conduce Luis Battistelli coronó una mala semana para las startup y compañías emergentes que en California sufrieron un duro revés en la Legislatura donde las obligaron a registrar a sus empleados.

"Lo de California es muy importante porque es en el corazón del capitalismo donde el Estado está obligando a estas empresas a respetar las reglas de juego y a reafirmar que un cadete no es un empresario en bicicleta como nos decían acá" sostuvo Gómez.

Sin embargo, con las otras dos empresas -Glovo y Rappi- no pudieron avanzar y todos sus trabajadores siguen bajo la modalidad de monotributistas y en el sindicato esperan que Pedidos Ya haya sentado un precedente para futuros reclamos.

"Es un hecho histórico para nuestro gremio", destacó el secretario gremial quien indicó que son noventa trabajadores los que ya fueron registrados mientras que "quedarán otros tanto que siguen como monotributistas pero que vamos a insistir para que sean anotados en planta permanente".

Además, buscarán que los delivery cuenten con lugares fijos para poder descansar entre las entregas y disponer de un baño para la higiene personal que es algo que están analizando con el Ministerio de Trabajo que entre las alternativas podrían hacer convenios con los clubes barriales que atraviesan una delicada situación debido al incremento de los servicios.

Coment� la nota