San Luis: en Arcor y Bagley reclaman un bono por riesgo sanitario

San Luis: en Arcor y Bagley reclaman un bono por riesgo sanitario

Los trabajadores de las alimenticias Arcor y Bagley, de San Luis, salieron a reclamar por un bono de 30 mil pesos, por los riesgos a los que la patronal los expone al no dejarlos dentro de la cuarentena.

Los trabajadores de Arcor y Bagley reclaman un bono de 30.000 por riesgo sanitario.

Lo hicieron en un contexto difíl, en el que las patronales pretenden despedir y bajar salarios, pero con la seguridad de que las empresas de mayor tamaño pueden asumir el coste.

Desde el Sindicato de la Alimentación respaldaron el reclamo de los empleados de las plantas y pidieron que se imite el ejemplo de otras empresas, como Unilever.

Se trata de un pedido para compensar el riesgo al que se encuentran expuestos por la pandemia de coronavirus.

De acuerdo a los referentes gremiales,  las  plantas no producen alimentos de consumo esencia o de primera necesidadl, por eso los trabajadores piden compensación económica.

Bono de 30 mil

El Sindicato salió a respaldar el reclamo de un bono de 30.000 pesos por única vez y en un pago para los empleados de las plantas de Arcor y Bagley.

Trabajadores alimenticios reclaman un bono

Es por los riesgos de salud a los que se ven expuestos por no poder quedar en cuarentena.

Desde el Sindicato de la Alimentación consideran justo el reclamo y salieron a respaldarlo.

Te puede interesar –> STIA repudió el despido «discriminatorio» de un trabajador en Arcor

Reclamo en el Ministerio de Trabajo

El delegado gremial de Arcor San Luis aseguró que ya se envió el reclamo al Ministerio de Trabajo.

Pero, además, reclamaron por las medidas de seguridad para asistir a la planta de San Luis.

Es por el contexto de la pandemia que salieron a pedir protocolos para la entrada y salida de la planta alimenticia.

El enorme esfuerzo personal en condiciones riesgosas y en un contexto sanitario absolutamente desfavorable merece un reconocimiento económico.

Así lo consideraron los trabajadores de la planta de Arcor que le apuntaron a la patronal alimenticia.

Se trata de una compañía de la familia Pagani, que busca precarizar a los empleados y exponerlos a riesgo sanitario.

Comentá la nota