Rawson: ATE denuncia que el Municipio espía a los empleados

Nos encontramos con un legajo de un compañero al que se le va marcando, tipo servicio de inteligencia, qué hizo tal día, con quién se juntó y le sacan fotos con el secretario general en un acto, tocando el bombo o en la esquina fumándose un pucho”. Lo dijo Luciano Bunge, secretario progremial de la Asociación de Trabajadores del Estado.

En “A tiempo”, que emite FM Tiempo Trelew 91.5, el dirigente fue consultado por el caso de Pedro Morales, un empleado de los planes PEL despedido por supuestas faltas a su servicio aunque se presume que el motivo de su desafectación es que denunció las irregularidades de la gestión de la intendente Rossana Artero en el cementerio y en la cantera municipal.

Bunge indicó que “los compañeros viene denunciando casi todos, pero Pedro en particular además de que se lo venía persiguiendo, cuando lo echan aducen que tiene 4 faltas”. Tras pedir un informe sobre las faltas de Morales, dijo que “no hubo faltas, y lo que ellos dicen que debería ser falta es uno de los días que Pedro estuvo en una medida de fuerza”.

En ese contexto aseguró Bunge que “el informe que nos acerca el municipio, con sello y firma de los funcionarios, es como si fuese un servicio de inteligencia. Hay fotos de Pedro en actividades del sindicato, diciendo que estaba tal día, a tal hora, en tal lugar, como si tuviera un detective siguiéndolo; es desopilante y a la vez lamentable a lo que se está dedicando el municipio de Rawson”.

El gremialista dijo “según la afinidad política los tienen clasificados en determinados sectores. Cuando eso sectores no coinciden por su forma de ver la administración del recursos municipal, se convierten en enemigo y tienen que ser perseguidos, entonces tienen este ‘servicio de vigilancia’, llamémosle amablemente”.

En cuanto a la situación de los empleados y las posibles medidas, el secretario sostuvo que “lamentablemente tenemos que vernos en la postura de agudizar las medidas, la realidad de los compañeros en los distintos sectores no ha mejorado, no hay paritarias salariales, los compañeros de los planes no han tenido ninguna oferta de mejoría y para colmo estas situaciones donde se persiguió a compañeros de planes y contratados, se movió de funciones a delegados y con actitudes bastante desprolijas del municipio, hacen qué el ánimo del trabajador no sea el mejor”.

“Estamos teniendo reuniones y evaluando ideas. Este es un sindicato que no toma medidas apresuradas, la idea es que evaluemos y se informará a la Secretaría de Trabajo cuando se dicte la medida de fuerza”.

En cuanto a si la comuna había dado respuesta a los reclamos, Bunge sostuvo que “lo que tuvimos como respuesta fue el reintegro de la plata que le habían descontado a los compañeros por realizar una medida de fuerza, y esto tomado entre comillas, porque fue mal descontado, ya que le habían quitado mucho más de lo que deberían”. Sostuvo que por día no trabajado se deben descontar $200. “Si hicieron dos días de paro serían $ 400, pero a algunos compañeros le habían descontado hasta $ 3.000, una desprolijidad total”.

Coment� la nota