Confluencia del NOA y de la CGT

Confluencia del NOA y de la CGT

Candidatos y dirigentes peronistas de las provincias del noroeste argentino (NOA) se reunieron ayer con la cúpula de la CGT en la casa de gobierno de Tucumán para reafirmar su apoyo a la fórmula de Alberto y Cristina Fernández. 

El gobernador Juan Manzur, que convocó el encuentro, destacó que se trata de “una de las regiones más golpeadas por la política económica errada” del gobierno de Mauricio Macri y aseguró que “el norte va a poner los votos que hagan falta para que Alberto sea presidente”. Héctor Daer, uno de los secretarios generales de la central, consideró que la crisis que deja la política económica de Cambiemos es “mucho peor que la del 2001” y que desde la CGT “no podemos ser neutrales” en la elección.

El encuentro, del que participaron la gobernadora catamarqueña Lucía Corpacci y el vicegobernador santiagueño Emilio Neder, tuvo dos etapas. A media mañana Manzur recibió a la cúpula de la CGT y a sindicalistas de la región en el salón blanco del Ejecutivo provincial, donde debatieron sobre propuestas superadoras para enfrentar la crisis económica con vistas a las primarias del 11 de agosto y las generales de octubre. Al mediodía la convocatoria se extendió a más de 8000 mil dirigentes y militantes del Frente de Todos que se reunieron en el predio de la Asociación de Trabajadores de la Sanidad Argentina (ATSA).

“Debemos convocar a la unión del peronismo porque las diferencias que tenemos entre nosotros nunca pueden ser mayores a la que tenemos con el presidente Macri”, afirmó Manzur, que en su discurso de apertura describió que “la situación de pobreza, de indigencia, las fábricas cerradas, comercios, sumado a la timba financiera, están perjudicando a la totalidad de nuestro pueblo”. “Tenemos que ser conscientes de que la dirigencia política sola no va a poder, por eso tenemos que convocar y sumar a que nos acompañen los representantes de los trabajadores”, destacó y agradeció la participación de “no sólo los candidatos a senadores y a diputados del NOA sino también la querida y gloriosa CGT”.

El gobernador tucumano tuvo un rol destacado en el acercamiento del sindicalismo peronista a la fórmula de los Fernández, de hecho el primer acto de campaña de Alberto como candidato fue en un club sindical de San Miguel días después de que Manzur lograra su reelección con más del 50 por ciento de los votos.  “Volvemos a Tucumán, donde el 17 de octubre pedíamos la unidad del peronismo como una necesidad no sólo para ganar una elección sino para sacar a esta Argentina de la más profunda crisis que nos está dejando este gobierno nacional, mucho peor que la del 2001”, exclamó Daer. “Para nosotros no es una elección más y no podemos ser neutrales”, agregó, ratificando la postura de la CGT en respaldo del Frente de Todos en las próximas elecciones.

El sindicalista consideró que “debemos unirnos para lograr el desafío de un país diferente, con una estructura social que vuelva tener pilares claros basados en educación y salud y que nos permita generar una mirada de integración con valor agregado". “Queremos un país para todos. Los trabajadores vamos a estar en el proceso electoral para ganar las elecciones con Alberto Fernández y con los acuerdos que haya que hacer para sacar el país adelante”, afirmó.

Coment� la nota