Jalile cedió, otorgará aumento del 20% y no habrá descuentos

Jalile cedió, otorgará aumento del 20% y no habrá descuentos

Tras el escándalo, reiteró sus disculpas a los gremialistas. Les pidió ayuda para gestionar los fondos para el medio aguinaldo de diciembre.

Tal como anticipó ayer, la Municipalidad de Valle Viejo reunió a parte de su gabinete, representantes del Concejo Deliberante y de los gremios ATE, SOEM y COEMA para tratar de llegar a un acuerdo definitivo sobre la situación salarial de los empleados chacareros. Allí, el intendente Gustavo Jalile (FCS) cedió a casi todos los pedidos de los sindicatos y anticipó que otorgará el incremento del 20%. Quedó pendiente la situación de los sumariados, que se definiría mañana en otra reunión. Todo se plasmó en un acta acuerdo.

Del encuentro participaron, entre otros, el secretario de Hacienda de la comuna, Raúl Giné; el presidente del CD, Daniel Nieva; los referentes del SOEM Valle Viejo, Jorge Escalante y Hugo Olmos; el secretario general de ATE, Ricardo Arévalo; el secretario de Acción Social de la COEMA, Walter Arévalo; el senador Jorge Malnis y la diputada Marita Colombo.

Allí, el intendente explicó que se otorgaría un incremento del 15% con base en el sueldo percibido en septiembre, lo que, según remarcó, redondeaba un 27%. En el mismo sentido, le pidió ayuda a los gremialistas y particularmente al concejal Walter Figueroa (FV) para gestionar ante la Provincia el 3% restante para completar el 30%. "La diferencia es mínima, no creo que el Gobierno nos diga que no", dijo.

Esta propuesta no logró el convencimiento de los sindicatos, por lo que Jalile realizó otra: "Les damos el 20%, pero vamos a echar mano a los ahorros que teníamos para el aguinaldo. Si el Gobierno, que es una lástima que no estuviera aquí, se compromete a ayudarnos con el aguinaldo y ustedes (a los gremios) nos ayudan a gestionar, después pagaremos ese aguinaldo", explicó.

Acordada la cuestión salarial, el planteo fue por el descuento de los días de paro. Jalile había anunciado que cada empleado cobraría por día trabajado, pero aceptó dar marcha atrás sobre este punto.

Solo quedó pendiente la situación de los sumarios. Los gremios plantearon que se anularan todos los sumarios instruidos por los hechos del 23 de diciembre de 2015 y del 18 y 19 de enero de este año, cuando hubo incidentes en el edificio de la Municipalidad. Expresaron que "la Municipalidad ya tuvo diez meses para analizarlos y aún no se definen". Jalile dijo que "debe analizarse cada situación particularmente", pero que "como no se llegó a un extremo, nadie me apuñaló, ni nada, no vamos a echar a nadie". Así, dio su palabra de mediar para que las penas de los sumarios fueran reducidas en el caso de que fueran extremas, y dejadas sin efecto en el caso de que fueran mínimas. Acordaron una reunión mañana a las 10 en el Parador Municipal con referentes de ATE y SOEM junto a sus asesores legales para definir todos los sumarios.

Por último, los gremialistas aprovecharon para expresarle al intendente su malestar por las condiciones laborales de algunos empleados y le reprocharon el incumplimiento de la promesa de entrega de indumentaria de trabajo. Al respecto, Jalile reconoció que "con la mejoría en los fondos de septiembre vamos a poder comprar la ropa de trabajo" y prometió hacerlo en los próximos días.

El acuerdo fue celebrado como un triunfo para los municipales, que alzaron en andas al secretario de Finanzas del SOEM, Jorge Escalante, cuando explicaba detalles.

Denuncias

A primera hora, Escalante se presentó en Fiscalía General junto al abogado Carlos Uslenghi para denunciar al intendente Jalile. La presentación fue por incumplimiento de los deberes de funcionario público, al señalar que no se cumplió con el acta acuerdo que se firmó en julio en la Dirección de Inspección Laboral, con la modalidad del aumento. Por otra parte, el secretario adjunto del SOEM, Hugo Olmos, señaló que analizará junto a su abogado si la denuncia que presentó contra Jalile por las amenazas seguirá vigente.

Coment� la nota