Venden la fábrica de heladeras Neba y aseguran la continuidad laboral de los empleados

Venden la fábrica de heladeras Neba y aseguran la continuidad laboral de los empleados

En medio de una crisis que la tenía paralizada desde abril, la firma vendió sus operaciones. Los trabajadores cobrarán el 70% de la indemnización en 24 cuotas y continuarán con sus tareas sin antigüedad.

La marca de heladeras Neba, con sede en Catamarca, estaba atravesando un difícil momento desde abril. Fue adquirida por el grupo Libson y el 21 de febrero reabrirá sus puertas como Heladeras Libson Catamarca HLC.

Neba cambio varias veces de mano, su último dueño fue el grupo Calorex, que fabricaba las cocinas Martins. Los 56 trabajadores atravesaron duros momentos porque les adeudaban sueldos y aguinaldos. La producción se paró en abril.

Pedro Brizuela, trabajador de Neba desde hace 22 años y a cargo de la filial Catamarca de la UOM contó a BAE Negocios: "En abril pasado, Calorex dejó de traer insumos, nos adeudaba sueldos y aguinaldo y estaba al borde de la quiebra. A partir de la adquisición, acordamos cobrar el 70% de la indemnización en 24 cuotas y seguiremos trabajando para la empresa, sin antigüedad".

El portal del gobierno catamarqueño adelantó: "El proyecto inicial del grupo Libson es duplicar la producción de heladeras e insertarlas en el mercado nacional. Asimismo, en el mediano plazo producirá exhibidoras. La empresa tiene capacidad de producción de 70.000 heladeras anuales y potencial para el desarrollo de otros artículos de línea blanca para el hogar".

Brizuela explicó que "se nos reconoce la categoría, nos dan el premio por presentismo y el vale alimentario. Cobraremos el sueldo y las 24 cuotas del 70% de la indemnización. Lo importante es que acordamos una causa de no despido por 18 meses. Muchos tienen 30 años de antigüedad, somos grandes para conseguir trabajo y chicos para jubilarnos".

Comentá la nota