Vidal ordenó reactivar el acuerdo con Massa y los intendentes peronistas

Vidal ordenó reactivar el acuerdo con Massa y los intendentes peronistas

En México, Mosca buscó garantizar gobernabilidad en la Legislatura para sacar leyes clave.

María Eugenia Vidal busca potenciar su alianza de gobernabilidad con el peronismo no kirchenrista para asegurarse un paquete de leyes clave que enviará este año a la Legislatura. Las conversaciones se aceleraron tras la cumbre del PJ bonaerense en San Bernardo donde los intendentes del Conurbano y referentes de Sergio Massa comenzaron a trazar una hoja de ruta para transitar hacia 2019.

Los operadores políticos de Vidal tomaron nota enseguida de esa movida del peronismo y echaron manos al asunto. Esta semana, el presidente de Diputados, Manuel Mosca, llevó a varios legisladores a México a una gira con eje en Seguridad. 

En las fotos se destaca la participación de este sector del peronismo: Ramiro Gutiérrez y Rubén Eslaiman representan a Sergio Massa. El marplatense Juan Manuel Cheppi, al bloque de intendentes peronistas. José Ottavis, a un sector del kircherismo disidente. Y el diputado Eduardo Bucca, al randazzismo.

Las negociaciones políticas no estuvieron ajenas a la agenda planteada en el DF. Hubo dos ejes: la gobernabilidad en la compleja Legislatura bonaerense y la contienda del próximo año donde los intendentes deberán retener sus distritos en pleno avance electoral de Cambiemos.

En ese sentido ya existen algunos acuerdos. El gobierno les asegura que no se meterá de lleno en sus distritos. Desde La Plata, los concejales de Cambiemos recibieron órdenes de dejar pasar denuncias y esquivar temas incómodos a los peronistas en los Concejos.

LPO pudo saber que Massa designó a dos intendentes: Germán Di Cesare (Miramar) y Javier Osuna (Las Heras) para que articulen como enlace entre el gobierno de Vidal y los 11 alcaldes que recalan en el Frente Renovador. Di Cesare y Osuna ya mantuvieron una reunión con el ministro de Infraestructura, Roberto Gigante, por cuestiones de obras en tierras massistas. En el Frente Renovador están satisfechos con esa articulación.

¿Porqué Vidal necesita reforzar su acuerdo de gobernabilidad? En el gobierno existe total hermetismo, pero algunas versiones dan cuenta de un puñado de leyes importantes para este año.

Por lo pronto se descarta una reforma del régimen provisional. La propia Vidal se reunió con Massa y este último le aseguró que no lo aprobaría. En la bancada de los intendentes, en tanto, sostienen que no acompañarán modificaciones si no son respaldadas por los gremios.

En tanto, desde el gobierno aseguran que el acuerdo con el peronismo no kirchnerista incluye también la elección del año próximo. Esa versión afirma que no es negocio potenciar candidatos propios sin demasiado potencial en distritos donde se puede contar con aliados que tienen aceitada la gestión. La relación de Vidal con Mariano Cascallares (Almirante Brown) es un caso testigo.

Ramiro Gutiérrez y José Ottavis en México.

Sin embargo, intendentes del PJ y massistas recelan esa versión. "La competencia electoral no está desactivada. En nuestros distritos juegan a fondo", dicen en el Frente Renovador. En ese sentido aparecen muchos interrogantes: ¿Porque la tensión del gobierno con Gustavo Menéndez? ¿No van a potenciar a ningún candidato en Tigre o San Fernando? ¿Qué harán con San Martín? ¿Y en Hurlingham? Todas esas incógnitas siguen en pie.

Por lo pronto, en La Plata afirman que la incipiente estrategia electoral de Cambiemos contempla a Massa y el PJ dialoguista en un segundo lugar y con 25 puntos, por encima del kirchenrismo a quien quieren en tercer lugar y con menos de 15 puntos.

Según pudo saber LPO, en la tranquilidad del complejo Cumelen de Villa La Angostura, Macri finalmente entendió la estrategia de los acuerdos con el peronismo como contracara de un gobierno en soledad que apuntalaron sus asesores.

Ya a fines de diciembre, este medio daba cuenta de las intensiones de un sector del gobierno de Vidal de explorar un posible acuerdo con Massa, para complementar la alianza de gobernabilidad ya sellada con los intendentes. Esa maniobra se fundaba en cómo habían transcurrido las últimas sesiones en la Legislatura bonaerense, donde el eje fue la tensión y violencia que le imprimió el Unidad Ciudadana.

Ese acuerdo tenía dos objetivos claros: La posibilidad de aislar por completo al kirchernismo más duro que cuenta con 23 diputados. Y proteger al bloque de los intendentes que quedó pagó un el costo político durante la sesión en la que se votó la modificación del régimen previsional de los trabajadores del Banco Provincia.

Coment� la nota