Los empresarios anticipan que prefieren pagar un bono en diciembre antes que reabrir paritarias

Los empresarios anticipan que prefieren pagar un bono en diciembre antes que reabrir paritarias

Les conviene porque es por única vez y es no remunerativo. Además, porque se trata de un monto fijo. El anuncio demora negociación de Comercio y Construcción

Tras la confirmación por parte del Gobierno de que evalúan otorgar un bono de fin de año para todos los trabajadores luego del encuentro que mantuvieron varios ministros con la cúpula de la CGT la semana pasada, los empresarios esperan la convocatoria oficial para conocer los detalles de la medida. Anticipan que en el actual contexto recesivo con caída del poder adquisitivo del salario, un plus navideño sería mucho más conveniente que la reapertura de paritarias.

Referentes de varias cámaras empresarias consultadas aseguraron que todavía no recibieron el llamado oficial, aunque especulan con que será esta semana. Los ministros de Trabajo, Jorge Triaca; de Producción, Francisco Cabrera; de Economía, Alfonso Prat-Gay; y de Interior, Rogelio Frigerio, además del vicejefe de Gabinete, Mario Quintana, se comprometieron ante el triunvirato de la CGT que les tendrían una respuesta sobre sus reclamos en un lapso de 10 días. Durante ese tiempo, consultarán con los empresarios y plantearán una propuesta consensuada. Varios son los trascendidos sobre si será o no por decreto y si habrá montos diferenciales entre sector público y el sector privado, pero lo concreto es que la letra chica dependerá de las conversaciones que se avecinan con las compañías.

Como a comienzos de año el nivel de inflación anual era una incógnita, varios sectores empresarios acordaron paritarias semestrales. Fue el caso de los sectores de Comercio y Construcción, las dos paritarias que abarcan la mayor cantidad de trabajadores. Por lo tanto, en estos rubros que justamente están definiendo sus segundos tramos, la posibilidad del bono les limita la negociación. "Esta noticia del Gobierno de que nos va a convocar para que otorguemos un bono de fin de año nos complica nuestra negociación, que tenemos que cerrar la semana próxima. Le pedí una reunión urgente a Triaca para saber cuál es la posición final y saber si va a ser obligatorio para todos los sectores", aseguró el presidente de la Cámara Argentina de Comercio (CAC), Jorge Di Fiori.

El empresario remarcó que un plus de fin de año "tiene incidencia directa en los márgenes a considerar en el convenio, que estableció dos tramos y que el segundo regirá a partir de este mes". Trascendió desde el sindicato que lidera Armando Cavalieri que podría cerrarse un 16% adicional al 20% acordado por el primer semestre más uno o dos pagos no remunerativos.

En el caso del sector de la construcción, un directivo de la Cámara afirmó que el objetivo sería acordar un número final sin bono y que podría rondar el 38% a 39%. El primer tramo había sido por 22%. "Si la norma es de carácter general, habrá que cumplirla, pero no creo que nos ayude mucho en la obra privada, que no siempre puede trasladar sus costos", aseguró la fuente consultada. El 40% del costo de una vivienda es mano de obra, aclaró el directivo.

En el caso de la industria, que tiene más de 1200 convenios colectivos de los 1900 totales, las situaciones son bien disímiles. Algunos firmaron paritaria anual y otros semestral. La mayoría osciló entre el 34% y el 36%, por lo que un bono de fin de año resultaría una solución para compensar los puntos por debajo de una inflación que, según proyecta el Gobierno, cerrará en 37% enero-diciembre.

"No fue un año para tirar manteca al techo, pero un bono por decreto sería mejor que negociar por sector o que reabrir paritarias", manifestó un industrial. Consultado el presidente de la UIA, Adrián Kaufmann, evitó opinar al respecto porque la entidad aún no tiene una posición definida –se discutirá mañana en la reunión de comité ejecutivo–, pero dijo que esperan ser recibidos en estos días para analizar la medida.

Por su parte, el diputado del Frente Renovador y vocal de la UIA, José Ignacio de Mendiguren, afirmó que "el bono es un buen instrumento que te permite mejorar el poder adquisitivo y es de una vez". "Apostando a la baja de la inflación, preferimos eso a reabrir las paritarias", aseguró el dirigente.

El Gobierno también apuesta al diálogo tripartito, donde se discutirán otras cuestiones como por ejemplo cómo mejorar la competitividad. De Mendiguren avaló esta convocatoria, así como también el titular de AEA, Jaime Campos, quien evitó expedirse acerca del bono.

Comentá la nota