El Gobierno admite que "puede haber" una reapertura de paritarias

El Gobierno admite que

Lo dijo el ministro de Trabajo Jorge Triaca, al señalar que "hay diferencias" entre los gremios que cerraron antes la negociación salarial.

En un sorpresivo giro del Gobierno, el ministro de Trabajo Jorge Triaca admitió hoy que "puede haber una discusión" por la reapertura de paritarias para aquellos gremios que hayan quedado por debajo de la inflación, aunque deslizó que eso dependerá de un acuerdo y de la negociación entre los empresarios y los líderes sindicales en la mesa del diálogo por el trabajo y la producción, prevista para el próximo miércoles.  

Al precisar detalles de la reunión que mantuvo con los gremios y luego de que el vicejefe de Gabinete Mario Quintana contara que uno de los pedidos de la CGT fue "incluir en la discusión una compensación para defender el salario real de los trabajadores", Triaca fue consultado específicamente si el Gobierno está abierto a la reapertura de paritarias, un punto sobre el que hasta hoy la Casa Rosada se había mantenido firme. 

"Hay un reclamo de la central obrera que tiene que ver con la recomposición del poder adquisitivo. Nosotros creemos que hay diferencias entre aquellos que han cerrado paritarias en distintos momentos del año, por distintos valores, y que puede haber una discusión que se puede dar en el marco de la representación empresario y gremial", respondió el ministro.

"Por eso creemos -prosiguió Triaca- que ese es uno de los temas que tenemos que llevar adelante a esa mesa por el trabajo y la producción". 

Hasta hoy, el Gobierno se había mantenido firme en no reabrir las paritarias. En Balcarce 50 aclararon que, más allá de la postura del Gobierno, "dependerá de la voluntad de las partes". Esto fue, precisamente, lo que el mes pasado había pedido el ex jefe de la CGT Hugo Moyano al indicar que "el Gobierno no tiene que meterse ni impedir". Su hijo, Pablo Moyano, secretario adjunto del gremio de camioneros, dijo después de la conferencia que "no" estaba de acuerdo con lo firmado por la actual cúpula de la central obrera. 

Por otro lado, el ministro endureció un poco el tono al momento de referirse a las medidas de fuerza con las que amenazan algunos gremios. "Nadie puede negar que es facultad de la dirigencia gremial. Pero creemos que no están dadas las condiciones para un paro, en la medida que vamos avanzando en una agenda, como con la suba del mínimo no imponible de Ganancias, el incremento de las asignaciones familiares, paritarias libres".

Comentá la nota