Hugo Alvarez tuvo su premio a la trayectoria y fue elegido secretario adjunto a nivel nacional

El histórico dirigente bahiense acompañará a Pablo Flores (electo como secretario general) en los puestos más altos de la Mesa Directiva Nacional de la Asociación de Empleados Fiscales e Ingresos Públicos (AEFIP). Luján Mancini figura como revisora de cuentas.

   Con los bahienses Hugo Alvarez (como secretario adjunto) y Lujan Mancini (como revisora de cuentas) quedó conformada la Mesa Directiva Nacional de la Asociación de Empleados Fiscales e Ingresos Públicos (AEFIP), que encabeza Pablo Flores.

   En un sufragio que se desarrolló en Buenos Aires y en el que no hubo votos en blanco ni nulos, los consejeros eligieron a la lista Azul y Blanco para que represente a los trabajadores en los próximos años.

   “Celebro otra nueva etapa democrática de nuestro sindicato. Tenemos que unirnos para hacer un gremio fuerte, que apunte a defender los intereses colectivos y profesionales de los compañeros. No me caben dudas que esta conducción apuntará a ese objetivo”, señaló Hugo Alvarez, un histórico dirigente nativo de nuestra ciudad que recibió, con su nombramiento, un reconocimiento a su extensa trayectoria gremial.

   Precisamente, Sebastián Mas, actual secretario general de la seccional bahiense de AEFIP, valoró la representación que consiguió nuestra ciudad en la Mesa Directiva Nacional.

   “Es un gran reconocimiento para Hugo, sin lugar a dudas el dirigente del interior más importante de los últimos años. Fue respaldado por todas las seccionales del país, lo que demuestra su llegada a los trabajadores. Hugo es quien le dio volumen político y enorme relevancia a nuestra seccional, que comenzó a crecer a pasos agigantados desde los 90 y hasta la fecha de su mano. Es quien nos ha formado gremialmente a todos y por eso creemos que es un puesto absolutamente merecido”, manifestó.

   Alvarez, a su vez, es secretario adjunto a nivel local y consejero de la seccional bahiense.

   “Desde hace muchos años que Bahía Blanca viene teniendo representación en la conducción nacional, pero en este caso es motivo de orgullo que Hugo Alvarez haya sido nominado como secretario adjunto, un lugar con mucho protagonismo en la toma de decisiones gremiales. Con él y con Luján (Mancini) como revisora de cuentas la seccional está muy bien representada”, agregó Mas.

   En estas votaciones de AEFIP se conformó una lista única, tal como viene sucediendo en los últimos años.

   “Nuestro gremio tiene una forma de votación particular, que se realiza a través de consejeros, que a su vez son escogidos por los trabajadores. De esa forma, generalmente, la comisión directiva se arma en forma consensuada”, explicó en ese sentido Sebastián  Mas.

Paritarias

   También fue motivo de festejo en la Asociación Empleados Fiscales e Ingresos Públicos que, luego de numerosas reuniones, en las que se mantuvo la postura de la Mesa Directiva Nacional de resguardar el salario de los trabajadores impositivos y de la seguridad social, se haya alcanzado un acuerdo salarial para el corriente año.

   Los puntos más importantes del acuerdo son los siguientes:

--Un 10% de incremento salarial a partir del 1 de agosto, aplicable sobre las retribuciones vigentes al 31 de julio de 2019.

--Un 10% a partir del 1 de septiembre, aplicable sobre las retribuciones vigentes al 31 de agosto.

--Un 10% a partir de 1 de octubre, aplicable sobre las retribuciones vigentes al 30 de septiembre.

--Incorporación de los 2.000 pesos vigentes conforme al Acta Acuerdo 3/2018, al concepto “incremento salarial suma fija”, quedando alcanzado por los incrementos mencionados.

--Incrementar el refrigerio en 3.000 pesos a partir del 1 de agosto.

   “También se acordó el pase a planta permanente de los compañeros que se encontraban contratados a plazo fijo, quedando enmarcados en nuestro Convenio Colectivo de Trabajo. Ese también fue un logro importante, que se negociaba hace bastante tiempo”, señaló Sebastián Mas, quien se mostró conforme con la firma del convenio.

Conformidad con la paritaria

   “Obviamente que es imposible no perder contra la inflación, pero también hay que pensar que comenzamos las negociaciones con una patronal sin propuesta alguna y con la firme intención de no otorgar aumentos. En promedio, tendremos una suba cercana al 41 por ciento. Para ello, se realizó un gran trabajo de persuasión hacia el organismo para llegar a un número satisfactorio y razonable. Al menos el proceso inflacionario no golpea de lleno a los salarios”.

   En ese sentido, se logró fijar una cláusula de revisión en febrero, para renegociar en caso de quedar atrasados. 

   “Somos los trabajadores de AFIP quienes venimos sosteniendo la recaudación, pilar fundamental para el difícil momento económico que vive el país, y como siempre lo hicimos, vamos a seguir defendiendo nuestro organismo, nuestro convenio colectivo y nuestro salario”, cerró Sebastián Mas.

Coment� la nota