“Un salario mínimo inicial en la provincia debería estar en $22.800, muy lejos de los casi $16.000 que cobra un compañero”, Horacio Catena

“Un salario mínimo inicial en la provincia debería estar en $22.800, muy lejos de los casi $16.000 que cobra un compañero”, Horacio Catena

Desde el SUTEF confirmaron que, hasta el momento, no hay convocatoria a paritarias. En plenarios y asambleas resolverán los paso a seguir, de acuerdo a la respuesta del Gobierno al pedido de abrir ese ámbito de negociación.

“En principio hay que decir que estamos igual o peor que cuando nos fuimos en diciembre. Desde el punto de vista reivindicativo hemos hecho dos presentaciones formales, una el tres de enero y otra al mes de esa presentación, donde exigimos la paritaria provincial, pero más allá de alguna declaración de la Gobernadora de la provincia diciendo que se iba a convocar, se inician las actividades en las escuelas y la docencia no tiene paritarias”, señaló el Secretario General del SUTEF Horacio Catena.

El sindicalista destacó que, “hay que decirle a la población que los ingresos en la provincia han crecido, tanto porque ha crecido la recaudación interna como 3 puntos en 2016, 3 puntos en 2017 y 3 puntos en 2018, y también ha crecido porque el

Gobierno le ha retraído ingresos a los municipios. Las condiciones, desde el punto de vista de la economía provincial, están como para otorgar un incremento acorde a las necesidades”.

“La Gobernadora de la provincia auspició el Decreto de Necesidad y Urgencia del Presidente de la Nación; dicho Decreto, entre otras cosas, elimina las paritarias pero, en el mismo texto que elimina las paritarias nacionales, establece el salario docente en 11.400 pesos”, destacó Catena y agregó, “si a dicha suma le aplicamos la zona, porque ese es un cambio sustancial legislativo, hoy un salario mínimo inicial en la provincia debería estar en 22.800 pesos; muy lejos de los casi 16 mil pesos que cobra un compañero”.

Además reclamó “un Congreso Pedagógico Nacional, con los correspondientes Congresos Provinciales, para que se pueda dar el vuelco que necesita la educación pública, y debe haber una inversión real en términos reales, no ficticios”. En ese sentido dijo que “no se puede prescindir de uno de los insumos más importantes de la educación pública que es la docencia, y por ende su salario”, reclamó.

Coment� la nota