Rubén “Cholo” García: “Pretexto para ser carnero siempre hay”

Rubén “Cholo” García: “Pretexto para ser carnero siempre hay”

El dirigente municipal criticó la no adhesión de la CGT al paro que motorizan el Frente Sindical y otros espacios. “Cómo le explican a sus trabajadores”, se preguntó el dirigente, titular de la CTM, que adherirá a la medida de fuerza. “Lo tendrán que haber motorizado ellos”, dijo.

Los municipales de todo el país se sumarán al paro nacional del martes que viene, convocado por el Frente Sindical para el Modelo Nacional, la Corriente Federal y las tres versiones de la CTA, entre otros. La protesta, contra la política económica del gobierno de Mauricio Macri, no contará con el aval de la CGT, que decidió mantenerse al margen de la  medida, argumentando que se trata de una cuestión sectorial.

 

Esto no cayó bien entre la dirigencia, que viene pidiendo a la conducción de la principal central obrera una actitud más activa ante la crisis que se vive. El dirigente de la Confederación de Trabajadores Municipales (CTM) Rubén “Cholo” García cargó duro contra esta actitud de los integrantes del triunvirato y lamentó la “no adhesión” al paro. “Pretexto para ser carnero siempre hay”, disparó.

 

En diálogo con el programa radial de Política del Sur, García recordó que este tipo de actitudes hizo que los municipales se fueran de la CGT. “Lo veníamos planteando cuando se unificó la CGT, en octubre de 2016, cuando pedimos un plan de lucha porque ya veíamos adónde apuntaba Macri en nueve o diez meses de gestión: al neoliberalismo a ultranza”, sostuvo el dirigente sindical. En esos días, remarcó, “éramos minoría, pero los dirigentes decidieron darle más tiempo”.

 

“No entiendo algo: ¿cómo le explican a los trabajadores esos dirigentes tan importantes que un sigla gloriosa como la CGT no adhiere a una medida de fuerza?”, se interrogó García, y dijo que el paro del 30 “lo tendría que haber impulsado la propia CGT para garantizar su éxito”.

 

Para el titular de la CTM, estos dirigentes “rendirán cuentas a sus afiliados”. “Si uno analiza lo que pasa en cada gremio de quienes conducen la central obrera, desde estaciones de servicio a Sanidad, están echando gente por todos lados”, agregó, apuntando a dos figuras claves de la actual central obrera: Carlos Acuña y Héctor Daer.

 

Luego del llamado al paro de los sectores más rebeldes, la conducción decidió mantenerse al margen. Uno de los argumentos usados es que “el país está parado” y que era un “flaco favor” a los trabajadores este tipo de medidas. “Es un argumento muy flaco”, dijo García, y sostuvo sobre los municipales: “Hemos conseguido cosas cuando nos decían que era imposible, peleamos por las utopías.”

 

“El paro sirve para esclarecer a la gente, sirve para manifestar nuestra oposición a este modelo y se tome conciencia de lo que sucede. Este modelo se sostiene por la complicidad de los medios monopólicos, a partir de ahí un paro es un caso testigo, para mostrar hasta internacionalmente lo que nos pasa a los argentinos. Pretexto para ser carnero siempre hay”, subrayó el dirigente.

Coment� la nota