"El gobierno le quiere poner techo a la paritaria y nosotros no lo vamos a aceptar"

Antonio Caló denunció que el Gobierno le quiere poner un techo a las negociaciones salariales y cruzó a quienes pararon el martes: "A la UOM nadie le escribe un libreto".

La Unión Obrera Metalúrgica (UOM) y las cámaras empresarias fracasaron otra vez en el intento de convenir una recomposición salarial, por lo que pasaron a un cuarto intermedio en las negociaciones hasta la semana próxima, en el contexto de una movilización de protesta convocada por el cuerpo de delegados del sector hacia Trabajo.

Antonio Caló, jefe del gremio industrial que reúne a más de 200.000 afiliados, calificó el encuentro realizado en la dependencia laboral de la Avenida Callao al 100 como "un fracaso" y aseguró que "las cámaras no cubrieron las expectativas gremiales de mejora".

Las negociaciones continuarán entre jueves y viernes próximo, cuando habrá una nueva movilización de trabajadores y delegados de fábricas hacia la Secretaría de Trabajo.

Desde un palco levantado frente a la dependencia oficial, Caló exhortó a los trabajadores a mantener "la unidad y el espíritu de lucha" y señaló la necesidad de que los empresarios mejoren la propuesta la semana próxima, aunque adelantó en su discurso que si se mantiene la intransigencia "la UOM y los delegados evaluarán los pasos a seguir".

La organización sindical exige una mejora de los haberes del 20 por ciento hasta junio y una renegociación trimestral posterior y, las cámaras, ofrecieron un 8 por ciento en cuotas y mantener el dialogo paritario solo una vez al año, como hasta ahora, precisó Salinas.

"A la UOM nadie le escribe un libreto, y no le temblará el pulso si es preciso convocar a una huelga nacional", puntualizó Caló en su arenga a los trabajadores de la actividad con un mensaje velado a quienes lo criticaron por no parar el martes.

Además denunció que "el gobierno le quiere poner techo a la paritaria y nosotros no lo vamos a aceptar".

Los trabajadores se concentraron desde el mediodía en la Plaza de los Dos Congresos y marcharon luego hacia la sede laboral de Callao 114 en demanda de un aumento salarial.

Coment� la nota