La CGT busca volumen político

La CGT busca volumen político

La conducción cegetista tendrá un encuentro con referentes del Movimiento Evita, Barrios de Pie y la CCC. La próxima semana, con intendentes del PJ y autoridades de la Iglesia.

La CGT recibirá hoy a los referentes del Movimiento Evita, Barrios de Pie y la Corriente Clasista Combativa. Será el primero de una serie de encuentros que la conducción de la central sindical mantendrá en los próximos días con el objetivo de generar volumen político antes de la reunión del Comité Central Confederal del 23 de septiembre, en el que ya avisó que podría tomar medidas de fuerza si el Gobierno no da respuesta a sus planteos. La agenda de los próximos contactos de los sindicalistas incluye también a intendentes del bonaerenses del PJ y autoridades de la Iglesia católica y fue confirmada ayer en una reunión de la mesa chica cegetista.

“Nos reunimos en principio para armar el temario para el Consejo Directivo y hacer una evaluación de la ronda de contactos que estamos teniendo y a partir de eso ver cuál va a ser la propuesta que vamos a llevar al Confederal del 23”, explicó tras el encuentro de ayer Juan Carlos Schmid (Dragado y Balizamiento), quien comparte con Héctor Daer (Sanidad) y Carlos Acuña (estacioneros) el triunvirato que conduce la CGT. El Consejo Directivo de la central se reunirá mañana y allí la conducción contará de su reunión del viernes pasado con los funcionarios nacionales.

Mientras la dirigencia cegetista iba ese día al Ministerio de Trabajo, concluía la Marcha Federal convocada por las dos CTA en contra del ajuste con la movilización de miles de personas a Plaza de Mayo. El llamado a la unidad de todas las centrales sindicales para enfrentar las políticas de Mauricio Macri y a confluir en un paro nacional, sumada a la masividad de la marcha, significó un llamado de atención para la CGT.

El secretario de prensa de la CGT, Jorge Sola, relativizó la incidencia de la Marcha Federal en la definición de las acciones de la central. “No busquen por ahí, ya que hay que entender que la estrategia del movimiento obrero se organiza de manera formal e informal”, explicó tras la reunión de la mesa chica en la sede de UPCN. Allí también estuvieron, entre otros, el anfitrión Andrés Rodríguez (estatales), Pablo Moyano (camioneros), Gerardo Martínez (obreros de la construcción), Abel Frutos (panaderos), Armando Cavalieri (empleados de comercio), Omar Maturano (maquinistas ferroviarios), Francisco “Barba” Gutiérrez (metalúrgicos) y José Luis Lingieri (obras sanitarias).

Schmid admitió que “hay malestar” por las medidas del Gobierno y respondió “seguramente” ante la pregunta de si tras el Confederal vendrá algún tipo de acción de parte de una CGT en la que hay de todo: los que consideran que es hora de convocar a un paro –de hecho, varios sindicalistas estuvieron el viernes en Plaza de Mayo–, los que se muestran más cercanos al Gobierno y los que tratan de hacer equilibrio entre ambas posturas.

La estrategia frente a esos matices es ganar tiempo a la espera de algún cambio de rumbo del Gobierno o de que, si eso no ocurre, madure la idea de un paro y mientras tanto tratar de fortalecerse políticamente. Ese fue el objetivo del encuentro que los dirigentes cegetistas tuvieron la semana pasada con senadores del PJ y de los que vendrán a partir de hoy.

“Con todos los sectores dialogaremos en base a la misma agenda que le acercamos al Gobierno”, adelantó Sola. El menú de planteos que los dirigentes cegetistas llevaron a su primera reunión con funcionarios nacionales desde la reunificación de la central sindical incluyó la inflación, la suba de tarifas, la caída de la actividad industrial y del empleo, la apertura de las importaciones y la situación de jubilados y beneficiarios de planes sociales. También figuraron temas como la modificación del Impuesto a las Ganancias, los cambios en la ley de ART y el proyecto de ley de empleo joven que impulsa la Casa Rosada.

El primero de los encuentros de la agenda confirmada en la reunión de la mesa chica será hoy con dirigentes de Barrios de Pie, Movimiento Evita y la Corriente Clasista y Combativa. Los sindicalistas los recibirán a las diez y media de la mañana en el Salón Felipe Vallese de la sede de la CGT de la calle Azopardo.

Un anticipo de la apertura a esos sectores lo dio ayer el canillita Omar Plaíni, secretario Administrativo de la central sindical al recibir a representantes de la Federación Argentina de Cooperativas de Trabajadores Autogestionados. Federico Tonarelli, vicepresidente del BAUEN, consideró que el encuentro fue muy gratificante y positivo “porque la CGT comienza a reconocer al trabajo autogestionado asociado en cooperativas como parte del movimiento obrero”.

Para el lunes próximo la dirigencia cegetista tiene prevista la reunión con intendentes peronistas del conurbano. Dos días después será el turno de los representantes de la Iglesia católica. La idea de los sindicalistas es hacer más reuniones y verse también con diputados del peronismo. La agenda no está cerrada.

Comentá la nota