La intervención al Surrbac se define en clave política

La intervención al Surrbac se define en clave política

Bustos Fierro enviará los oficios para que se ejecute el pedido de la justicia. Desde del Frente de Todos rechazan la medida. “Sería un golpe político”, asegura Martín Fresneda.

El movimiento obrero organizado es parte del gobierno que se va a instalar el 10 de diciembre”. La frase pertenece al presidente electo Alberto Fernández luego de su encuentro con la cúpula de la CGT y el interrogante es si ese movimiento obrero será con todos menos con el Surrbac. Es que Mauricio Saillén aún es el secretario General de la CGT Rodríguez Peña, mientras que su segundo es Gabriel Suárez (Luz y Fuerza), que participó en la reunión con Fernández en la central obrera y quien también enfrenta una compleja situación en la justicia, al punto de estar al borde de una imputación por graves delitos financieros. Lo concreto es que el juez Ricardo Bustos Fierro no solo dictó los procesamientos en la causa Surrbac, sino que también hizo un pedido de urgente intervención del gremio y de la mutual gremial. En este punto la resolución es contundente: “Solicitar al Ministerio de Trabajo de la Nación y al Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (Inaes), disponga la inmediata intervención del Sindicato Surrbac y la Mutual Amsurrbac, para normalizar la situación generada a través de años de incumplimientos normativos, contabilización informal o paralela que fue con el paso del tiempo generando en el entorno familiar de los principales implicados un cúmulo de bienes, que analizados en perspectiva, ocasionan un verdadero estupor en toda la comunidad”. PERFIL CORDOBA está en condiciones de adelantar que mañana mismo partirán desde el Juzgado N°1 los oficios al Ministerio de Trabajo de la Nación y al Inaes, para que dispongan de manera inmediata un interventor en el gremio. La política juega. El interrogante en la decisión está planteado si la actual administración nacional, a 30 días de dejar el gobierno, está en condiciones para intervenir el sindicato. O bien si esa decisión ya quedará en manos del próximo gobierno de Alberto Fernández. En el caso de quedar para la gestión del Frente de Todos no se puede soslayar que el Surrbac, además de ser del mismo ‘palo’ político, le aportó votos, estructura y un candidato, Franco Saillén, aunque el propio Fernández reconoció ante el procesamiento de Franco “yo me bajaría de la lista”. Con todo, al hijo de Mauricio Saillén se le trabó un embargo por cinco millones de pesos y es legislador del kirchnermismo en la Unicameral. Algunas fuentes del propio sindicato advierten que Hugo Moyano podría ser un factor determinante si la decisión de intervenir queda en manos del próximo gobierno. Sucede que Moyano y Saillén tienen una disputa desde hace años por el control del gremio. De hecho, en el gremio de los recolectores temen que esta sea la oportunidad de "venganza" para el líder de los Camioneros. “Golpe político”. Consultado por este medio, uno de los referentes del kirchnerismo y del Frente de Todos en Córdoba, el legislador Martín Fresneda, fue contundente a la hora de opinar sobre una probable intervención: “Sería un golpe político. Es una medida excesiva. Además, se excede la jurisdicción. Una intervención, más que una injerencia jurídica, es claramente una injerencia política”, sostuvo. Desde algunos sectores K no disimulan cierto disgusto con el fiscal Enrique Senestrari, ya que aseguran que les llama la atención su respaldo a que Saillén y Pascual Catrambone sigan detenidos. Un hombre con peso en el mundo político del Frente de Todos afirmó: “Es muy raro lo de Senestrari. Justo él que siempre se mostró en contra de las prisiones preventivas, en ésta causa las sostiene”. Senestrari, por su parte, no tiene dudas respecto a que las pruebas contra los líderes de los recolectores son contundentes y que aún persiste riesgo procesal. Darío Vezzaro, el nuevo abogado de Saillén y Catrambone, apeló la resolución de Bustos Fierro y espera que esa presentación tenga un efecto suspensivo sobre las medidas del juez, principalmente la intervención. ¿Será la intervención a uno de los gremios más poderosos de Córdoba una de las últimas medidas de Cambiemos? ¿O ya todo quedará para el gobierno electo que tiene a los sindicatos como uno de sus principales aliados? Ahora los tiempos políticos son los que comenzarán a jugar.  

Coment� la nota