Sica cerró la grilla de Trabajo: gesto a "independientes" y vacío a los "Gordos"

Sica cerró la grilla de Trabajo: gesto a

Este lunes se terminó de completar la renovación de la Secretaría que dejó Triaca. Un ex funcionario del kirchnerismo y otro elegido por secretario y ex UPCN, Lucas Aparicio, cierran la lista. 

La publicación en el Boletín Oficial de quiénes serán los funcionarios que acompañarán en Lucas Fernández Aparicio en la Secretaría de Trabajo reforzó la idea en el mundo sindical de que Dante Sica priorizará la relación con los gremios independientes, más allá de la dupla que conduce actualmente a la CGT, representada por el sector denominado los "Gordos", Héctor Daer, y el barrionuevista Carlos Acuña.

El abogado Sebastián Bideberripe es el hombre designado para reemplazar a Esteban Eseverri, un hombre del saliente Jorge Triaca, al frente de la Secretaría de Coordinación Administrativa, que maneja el presupuesto de toda la cartera laboral. Durante el kirchnerismo, Bideberripe se desempeñó como director administrativo en el Instituto Nacional de la Propiedad Industrial. 

A la designación de Aparicio, un hombre con extensa trayectoria en UPCN, uno de los gremios más importantes del sector independiente de la CGT, este lunes se sumó la elección de Manuel Troncoso, puesto al frente de la estratégica Dirección de Asociaciones Sindicales. El flamante funcionario fue convocado personalmente por Aparicio, por lo que se da por descontando que tendrá el apoyo político para llevar adelante la delicada tarea de monitorear la vida interna gremial y llevar la relación con los sindicatos.

Troncoso tiene además una muy buena relación con el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, y fuentes sindicales aseguran que cuenta con el apoyo de la UOCRA y de los gremios independientes.

Esta designación expresa una vez más el cambio de estrategia del gobierno para relacionarse con la CGT, en días en los que se reavivó la intención de Sica de avanzar en la aprobación de algunos proyectos de ley que duermen en el Congreso y que formaban parte de la ambiciosa y fallida reforma laboral.

Sin haber recibido de manera formal a la CGT, la única aparición pública de Aparicio fue durante la firma de un pacto entre el gremio de la construcción, que maneja Gerardo Martínez, y el de Dragado y Balizamiento, de Juan Carlos Schmid. En los últimos días se conoció que el secretario de Trabajo también se reunió en secreto con Hugo Moyano, el dirigente camionero que encarna la disidencia más fuerte a la conducción de la CGT. 

Coment� la nota