El dirigente sindical preferido de Macri más complicado: avanza causa por pedido de coimas

Se trata de Ramón Ayala, líder del UATRE. Desde abril se investiga a miembros del gremio y funcionarios bonaerenses por aprietes a productores. Luego de dos detenciones, en la justicia platense aseguran que “se destapó la olla”, y creen que el líder sindical “no podía desconocer el tema”. Desde el SATHA, que denunció las maniobras, se mostraron satisfechos por el rumbo de la causa.

Diego Lanese.

En abril de este año, se inició en La Plata una causa judicial que investiga el pedido de coimas a productores rurales de la zona de la capital provincial. A partir de dos denuncias realizadas por un propio productor y otra por el Sindicato Argentino de Trabajadores Horticultores y Agrarios (SATHA), la justicia puso la lupa sobre el proceder de un grupo que extorsionaba a empresas, a partir de inspecciones “truchas” y otros elementos. En las denuncias se involucró a personal del Ministerio de Trabajo, al gremio UATRE y al RENATRE, el registro de peones rurales. Esta semana, la causa comenzó a avanzar, con la detención de dos ex funcionarios del Estado bonaerense y la Municipalidad de La Plata. A partir de esto, se conocieron vínculos de este grupo con el poder político de la capital platense, y con la conducción del gremio, el principal aliado sindical del gobierno. La causa salpica a Ramón Ayala, el dirigente preferido de la Casa Rosada, que hasta último momento sostuvo el apoyo al presidente Mauricio Macri y la gobernadora María Eugenia Vidal.

“No podía no saber de las maniobras”, dicen en los pasillos de la justicia, luego de ratificar la prisión de los dos implicados. “Usaron el Estado y el poder político para atacar productores y a otros gremios”, dijeron desde el SATHA.

En estos días, se conoció la detención de Adrián Seín, integrante del área de Trata del Ministerio de Justicia de la provincia de Buenos Aires, y Dardo Saavedra. Ex coordinador de Centros Comunales de la Municipalidad de La Plata. Ambos fueron aprehendidos en el marco de la causa iniciada por el SATHA y el productor y el productor hortícola Víctor Mazur, donde se acusaba a un grupo de funcionarios, integrantes del gremio UATRE y del RENATRE de ser parte de una “asociación ilícita” que pedía coimas a productores de la zona platense.

Desde abril, se sumaron testimonios a la causa, que determinó la forma en que se armaban operativos “truchos” para cobrar retornos y presionar a las empresas para que afilien a sus trabajadores a su gremio. Así lo denunció el SATHA, que tiene la personaría gremial en esas áreas de la producción, y por ende la representación de los trabajadores. “Se destapó una olla con mucha presión”, le dijeron a Gestión Sindical fuentes judiciales, que agregaron que en los testimonios recogidos y en las pruebas presentadas hay “lazos con el poder político municipal y provincial”.

En su momento, se informó que este grupo utilizaba otros organismos estatales, como Migraciones, para presionar a los productores, e incluso se usaba a la obra social OSPRERA para presionar a los pagos o las afiliaciones.

Con los nuevos avances, todo apunta a las máximas autoridades de los organismos. “Los detenidos no son ‘perejiles’ que quisieron hacer su negocio, acá hay una estructura”, afirman las fuentes consultadas. Por eso, aseguran que en materia sindical, los próximos pasos podrían ser determinar la responsabilidad de Ayala. “Está claro que esta red llega hasta el líder del UATRE, en la causa está establecido el circuito armado. No podía no saber lo que hacían integrantes de su gremio”, remarcaron las fuentes judiciales consultadas. Ayala es el líder del UATRE y las 62 Organizaciones peronistas que responden al gobierno de Macri desde la muerte de Gerónimo “momo” Venegas.

Se volvió el principal referente de la pata sindical oficialista, y reiteró varias veces su apoyo al presidente y la gobernadora Vidal. Pese a esto, en los últimos tiempos tuvo contactos con algunos sectores del peronismo que están dentro del frente de Todos, en especial el gobernador de Tucumán Juan Manzur. El líder del UATRE estivo reunido por el tucumano –incluso se sacó una foto –cuando en septiembre se realizó el acto en esa provincia entre empresarios y sindicalistas, donde Alberto Fernández hizo un virtual lanzamiento de su Pacto Social.

Allí, si bien no participó de la agenda oficial, comenzó a tender puentes con los operadores del peronismo. En tanto, un grupo importante de su espacio ya oficializó la salida del oficialismo, al sumarse la semana pasada al grupo que lidera Sergio Sasia (Unión Ferroviaria), denominado Sindicatos En Marcha para la Unidad Nacional (SEMUN).

Conocidas las detenciones y los avances, desde el SATHA remarcaron la importancia del avance de la causa. “Estamos muy confiados en el actual de la justicia, se siguen presentando testigos, por el juzgado siguen apareciendo pruebas, y ahora esperamos que se siga avanzando y sean procesados todos los cómplices de esta asociación ilícita, porque para nosotros eso es lo que es esto”, destacó ante la consulta de Gestión Sindical Gustavo Arreseygor, titular del gremio.

El dirigente remarcó que “usaron el Estado, el poder político y todas las herramientas estatales que tuvieron a disposición para quebrantar la voluntad de los productores, romper con otros sindicatos y manipular la justicia a su antojo”. Según la denuncia del gremio, la manera de operar era realizar una inspección, pedir coimas o que los productores le saquen afiliados al SATHA, generándole una doble imposición a las empresas. “Esperemos que la justicia avance, le tenemos mucha fe al juez que tiene la causa, habrá que esperar los tiempos judiciales, peor estamos seguros que están involucradas las más altas esferas de UATRE”, concluyó Arreseygor.

UATRE es el principal socio sindical del gobierno de Mauricio Macri. gracias a la relación de su fallecido líder Gerónimo Venegas con el jefe de Estado. Incluso el partido FE es parte del Frente cambiemos, que se sumó a la fracción “amarilla” de las 62 Organizaciones Peronistas, que lidera el propio Ayala. La cercanía del sindicato rural con el gobierno quedó en evidencia cuando en una de sus primeras medidas disolvió el RENATEA –ente creado por el Ministerio de Trabajo que conducía Carlos Tomada –para recrear el RENATRE, bajo la tutela del propio UATRE.

Coment� la nota