Grieta en la CGT por el posible regreso de la CTA de Yasky a Azopardo

Grieta en la CGT por el posible regreso de la CTA de Yasky a Azopardo

Algunos dirigentes se mostraron propensos a recibirlos y otros tomaron distancia. Gordos e independientes pidieron que primero renuncien a la CTA y condicionaron su reingreso.

Los principales dirigentes de la CGT y los que no integran su conducción, aunque sus organizaciones están afiliadas a la confederación, analizaron ayer "el proceso de unidad sindical", luego del reciente congreso de la CTA de los Trabajadores de Hugo Yasky que aprobó el retorno a la entidad madre.

El cosecretario general de la CGT Héctor Daer dijo a Télam al término del encuentro que en "la reunión se analizó la marcha del proceso de unidad de la CGT, que lógicamente implicará discusiones y tiempo", pero aclaró que "los gremios que deseen reinsertarse deberán renunciar primero a la CTA". 

Consultado respecto de un plenario de sindicatos de la CGT autodenominado "la vieja guardia" de la central obrera, que también sesionó el jueves último con referentes de los independientes, del transporte y del barrionuevismo y que se manifestó contrario al regreso de la CTA, Daer explicó que a excepción de "algunas expresiones puntuales, el conjunto del movimiento obrero argentino quiere la unidad de la central histórica".

En el plenario de de más de tres horas -entre las 16 y las 19.15- en la sede central de la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), en Moreno al 1300 de esta capital, participaron Daer y el cosecretario general Carlos Acuña y una veintena de dirigentes de organizaciones afiliadas a la CGT.

El jefe del gremio de Sanidad (ATSA) desestimó también las versiones respecto de la existencia de proyectos de reforma laboral y previsional y destacó la total oposición de la CGT y del propio candidato del Frente de Todos, Alberto Fernández, a "esa posibilidad".

Otros gremialistas no expresaron la misma visión de Daer respecto de la unidad tras el encuentro, y señalaron que "ese camino está en una etapa inicial, y correrá mucha agua bajo el puente para plasmar el objetivo de una única central".

"Es imposible olvidar de un día para otro las declaraciones llenas de agravios de algunos dirigentes de la CTA a los medios periodísticos. Entonces afirmaban que éramos corruptos y delincuentes. Solo el tiempo y la disculpa podrá mitigarlas", dijeron.

Juan Carlos Schmid, ex jefe de la central y cabeza de los gremios del transporte y marítimo-portuarios, precisó que no había concurrido a la UPCN por el debate de "la unidad en sí", sino para analizar un tema relacionado con la actividad del transporte.

Un vocero señaló que la participación de Schmid se relacionó con "las futuras elecciones en la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT) -previstas para 2020- y a la luz de que el camionero Hugo Moyano ya habría expresado su interés en que su gremio retome la conducción.

Pero la mayoría de los sindicalistas de esa actividad procurarán sentar "en ese sillón" al jefe de La Fraternidad Omar Maturano, hoy segundo de Schmid.

En la continuidad de lo que fue el primer plenario ampliado de "la mesa chica", además de Daer y Acuña participaron los jefes sindicales Andrés Rodríguez, Antonio Caló, Mario Caligari, Hugo Benítez, Omar Viviani, Oscar Mangone, Juan Carlos Schmid, Sergio Sasia, Guillermo Moser, Abel Frutos, Osvaldo Iadarola, Armando Cavalieri, José Luis Lingeri, Guillermo Moser, Sergio Romero, Omar Rojas, Raúl Quiñones y Rodolfo Daer.

Coment� la nota